Medio Ambiente

El embalse utrerano de Torre del Águila vuelve a la vida

Han finalizado las obras de interconexión con el canal del Bajo Guadalquivir

El agua ha vuelto al pantano Torre del Águila, que estaba al 3,3% de su capacidad
El agua ha vuelto al pantano Torre del Águila, que estaba al 3,3% de su capacidad - Feragua
Alberto Flores Utrera - Actualizado: Guardado en: Provincia Utrera

En los últimos meses los habitantes de El Palmar de Troya (Utrera), se habían acostumbrado a contemplar una imagen casi inédita del pantano Torre del Águila, marcada por la casi total ausencia de las aguas. La sequía que se ha padecido en la comarca en la última temporada había afectado hondamente a este pantano, cuya principal función es la de dotar de agua para el riego a las explotaciones agrícolas que se ubican en la zona. Una situación que parece que por fin ha llegado a buen puerto.

No ha sido ni mucho menos sencillo que el agua vuelva al pantano Torre del Águila, ya que incluso los afectados protagonizaron una «tractorada» a las puertas de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir para pedir una solución al problema. El pantano ha vuelto a llenarse gracias a la finalización de las obras de interconexión con el canal del Bajo Guadalquivir, que es ahora la infraestructura que surte de agua a este pantano.

Se trata de una situación que afecta a muchas personas, concretamente a cientos de regantes y a más de 2.240 hectáreas de cultivos agrícolas. Ahora la situación ha dado un giro importante, al haber terminado las citadas obras de conexión con el canal, que se habían reiniciado en el pasado mes de mayo. Lo más extraño del asunto es que esta actuación comenzó a ejecutarse en el año 2009, con el objetivo de evitar este tipo de situaciones, lo que ocurre es que jamás llegó a ponerse en funcionamiento, lo que terminó provocando que se produjeran robos y actos vandálicos que impedían su utilización.

Al comprobar los resultados, desde la Asociación de Comunidades de Regantes de Andalucía (Feragua) han querido mostrar su agradecimiento al nuevo presidente de la CHG, Antonio Ramón Guinea, por el interés mostrado para la resolución de este problema.

El pantano ha llegado a estar solo al 3,31% de su capacidad, produciendo muchos daños en el entorno y ofreciendo imágenes protagonizadas por la muerte de cientos de peces, que no disponían del oxígeno necesario para seguir viviendo. 

Toda la actualidad en portada

comentarios