Las protestas han tenido lugar a las puertas del centro
Las protestas han tenido lugar a las puertas del centro - S. C.
Educación

Un grupo de padres de alumnos de Utrera reclaman la construcción de un comedor escolar

Los padres de alumnos del colegio Alfonso de Orleans aseguran que la directora «se ha negado» a implantar este servicio

UtreraActualizado:

Las vacaciones de Navidad han llegado con sobresaltos al colegio Alfonso de Orleans de Utrera, donde un grupo de padres y madres de alumnos se han movilizado con la intención de pedir a la directora del centro que mueva ficha para la instalación de un servicio de comedor escolar en el colegio. Este grupo ha asegurado que «tanto la Junta de Andalucía como el Ayuntamiento están por la labor de acometer el proyecto, pero ella se niega».

Hasta el momento los niños de este colegio que querían hacer uso del comedor escolar tienen que desplazarse de manera diaria en autobús hasta las instalaciones de otro centro escolar de la localidad, el colegio Álvarez Quintero. Un viaje que según uno de los padres afectados por este problema, Juan José Vegas, realizan en la actualidad unos 60 niños, pero serían más si hubiera comedor en nuestro colegio». Y es que muchos de los afectados «tienen miedo a ese desplazamiento, por la falta de medidas de seguridad en el traslado de los niños, porque nadie controla el tráfico y ya ha habido alguno que, al bajar del autobús, ha salido corriendo y ha cruzado la calle. Está claro que, si tenemos un comedor en el Alfonso de Orleans, habrá más familias de las que hay ahora que lo utilicen».

Los padres son conscientes de este problema desde hace ya meses, por lo que en septiembre comenzaron a reunirse y plantear acciones de manera conjunta, con el objetivo de lograr que el colegio utrerano pudiera contar con un comedor escolar en sus propias instalaciones. En primer lugar acudieron al Ayuntamiento de Utrera, una institución que se ofreció a prestar su colaboración y que los derivó a la Junta de Andalucía. Tras mantener un encuentro en la delegación provincial de Educación, Vegas explica que «nos dijeron que no hay presupuesto para construir un edificio que albergue el comedor, aunque estarían dispuestos a que el proyecto saliera adelante si solamente es necesario acondicionar algún espacio ya existente. Pero nos explicaron que es necesario que exista una solicitud por parte de la dirección del colegio».

Tras este encuentro el grupo de padres y madres de alumnos del colegio explica que «han pasado tres meses y la directora del colegio no ha presentado la solicitud, y sólo quiere un comedor si se construye una nueva edificación. Hasta el día de hoy, se ha despreocupado de un asunto que está pendiente exclusivamente de su firma. Hasta su jefe, el inspector, le ha dicho que lo solicite, pero ella sigue negándose». Según ha asegurado este representante de los padres, la directora «dice que se van a perder otros recursos», a pesar de lo cual «se le han presentado siete proyectos, en los que se recogen la redistribución de los espacios sin perder ninguno de ellos».

Pocos días antes de la llegada de las vacaciones de Navidad para los escolares, este grupo de padres y madres de alumnos decidió pasar a la acción y protestar a las puertas del centro educativo mostrando diferentes pancartas y carteles para pedir a la directora que mueva ficha. Incluso han anunciado que si no hay novedades van a comenzar una campaña de recogida de firmas e incluso están barajando acudir al Defensor del Pueblo Andaluz.