Una de las reuniones de seguridad del Ayuntamiento de Utrera
Una de las reuniones de seguridad del Ayuntamiento de Utrera - G.P.

Seguridad CiudadanaUtrera se blinda contra las fiestas ilegales de Navidad

El Ayuntamiento también va a intensificar los controles de tráfico y perseguirá el consumo de alcohol en la vía pública

UtreraActualizado:

El mes de diciembre suele ser un momento de mucho trabajo para las fuerzas de seguridad en Utrera, ya que tienen que hacer frente a numerosas amenazas como las fiestas ilegales, el consumo de alcohol en la vía pública, la venta ilegal de material pirotécnico y las infracciones de tráfico. En este sentido el Ayuntamiento de Utrera ha anunciado la puesta en marcha de una campaña especial para garantizar la seguridad y el derecho al descanso de todos los ciudadanos durante estas fechas.

Con el objetivo de poner encima de la mesa los detalles de esta campaña, que se extenderá del 22 de diciembre al 7 de enero, ha tenido lugar una Junta de Seguridad Local, en la que han estado presentes el subdelegado del Gobierno, el delegado de Seguridad Ciudadana de Utrera y el alcalde de la localidad.

Uno de los fenómenos contra los que quiere luchar esta iniciativa es la celebración, sobre todo el 31 de diciembre, de fiestas y cotillones que no disponen de la licencia preceptiva y que no garantizan las condiciones mínimas de seguridad para los asistentes. La delegación de Seguridad Ciudadana ha explicado que habrá tolerancia cero ante estas celebraciones y que el Ayuntamiento actuará contra los promotores de estas fiestas y los locales donde se celebren. «Cuando sea necesario se clausurarán aquellas fiestas y cotillones que no cuenten con el preceptivo permiso del Ayuntamiento», ha explicado Paco Campanario, el delegado del ramo.

De manera paralela el concejal utrerano ha asegurado que se van redoblar los controles de alcohol y drogas y que también se va a tener especial atención a la venta ambulante ilegal y venta y uso de artículos pirotécnicos. Por otra parte el Ayuntamiento también ha asegurado que va a llevar a cabo «un riguroso control del consumo de alcohol en la vía pública especialmente del consumo por parte de menores e inspección de establecimientos que vendan bebidas alcohólicas».

«Consideramos primordial preservar la tranquilidad, garantizar el ocio saludable y el descanso de los vecinos, así como el cuidado de los espacios públicos. Esta campaña tiene como objetivo garantizar y mantener un ambiente de seguridad durante las fiestas navideñas», afirma Paco Campanario.