La Virgen del Rocío por las calles de Almonte - ALBERTO DÍAZ VIDEO: MIGUEL ÁNGEL JIMÉNEZ

Salida Virgen del Rocío 2018El Rocío 2018: El salto de la reja, 15 minutos eternos

Almonte saltaba la reja a las 2:34 de la madrugada del Lunes de Pentecostés cuando las seis últimas filiales aún no habían llegado a la puerta del Santuario tras el Rosario

ALMONTEActualizado:

La noticia retumbó como un trueno en la Plaza Doñana donde se celebraba el Rosario de las Hermandades, los almonteños, espoleados por la impaciencia habían saltado la reja cuando aún las seis filiales más antiguas no habían hecho su protocolario paso por la Puerta Mayor del Santuario de la Virgen del Rocío. Eran las 2:34 de la madrugada del Lunes de Pentecostés.

Instantes después, el Simpecado de la Matriz de Almonte abandonaba el lugar en el que conoció lo ocurrido para enfilar la calle La Romería a marchas forzadas con la intención de llegar cuanto antes a los pies de la Blanca Paloma. Mientras, en el interior del Santuario se imponía por un momento el criterio de aquellos que cargan en sus hombros con un mayor número de procesiones: a pesar de estar situados debajo del paso, los almonteños permanecieron quietos a la espera de la llegada del estandarte.

A las 2:49 la comitiva de la Matriz hacía acto de presencia en la nave central del templo. La hermana mayor junto a su esposo y su hija entraban en la iglesia apartando con gestos a quienes allí se congregaban para poder llegar con la máxima celeridad a un altar ya repleto de almonteños. Inmediatamente después, la Blanca Paloma descendía la escalinata del presbiterio y salía de forma limpia y rápida a una explanada en la que la multitud había estado conteniendo el aliento durante 15 minutos que se hicieron eternos.