Gustavo Adolfo Bécquer
Gustavo Adolfo Bécquer - ABC

El órgano que inspiró a Bécquer vuelve a la vida

La fundación Alqvimia Musicae restauran el instrumento tras descubrir casualmente antigüedad

SEVILLAActualizado:

La fundación Alqvimia Musicae ha iniciado hoy el proyecto para restaurar el órgano del convento de Santa Inés de Sevilla, que inspiró a Gustavo Adolfo Bécquer su leyenda «Maese Pérez el organista», tras descubrir casualmente que su origen puede estar en el siglo XVIII y necesitar una restauración urgente.

El órgano restaurado
El órgano restaurado- EFE

Así lo ha explicado a Efe el músico Abraham Martínez, fundador de la fundación, que el pasado diciembre tuvo contacto con este órgano durante la recreación de la citada leyenda en el mismo convento, y comprobó que tiene «numerosas similitudes de construcción, diseño y caligrafía con el de la parroquia de Alcalá del Río (Sevilla) que ya restauró en 2011».

Este, según ha explicado a Efe, «se recuperó de la más absoluta ruina, y es obra según documentó durante el proceso de restauración de Francisco Pérez de Valladolid (1757)», lo que se calcula que ahora coincide con el órgano de Santa Inés.

Se trata de «un instrumento que algunos databan de finales del siglo XVII o muy principios del siglo XVIII, con una caja decorada con preciosos dibujos y estofada en oro y plata, del cual no se conocía el organero que lo construyó», ha señalado, para concretar que «tuvo una importante reforma según la moda de la época en 1903, la cual no estuvo nada acertada, pues implicó la sustitución del teclado original, la destrucción del lateral izquierdo de la caja para colocarle una ampliación de mecanismos y tubería no original».

La restauración se va a hacer gracias a un convenio con el priorato del monasterio, «en la que la fundación se va a hacer cargo del 75 % del importe total», con un equipo de especialistas bajo la dirección de Martínez, organista y maestro organero que ha realizado restauraciones en la diócesis de Sevilla, Catedral de Jerez de la Frontera o Museo Arqueológico Nacional de Madrid.

El instrumento ha sido desmontado hoy y trasladado al taller de restauración de Jorge Anillo, en la localidad sevillana de Alcalá del Río, y «queremos que este proyecto se haga realidad no sólo por la implicación económica de la Fundación, sino que todo aquel que lo desee pueda hacer una aportación económica, y formar parte del centenar de nombres que serán inscritos en un pergamino e introducidos en los fuelles del órgano».