Asistentes a una de las conferencias organizadas por «Cum Magno Iubilo»
Asistentes a una de las conferencias organizadas por «Cum Magno Iubilo» - ABC

El placer de la enseñanza de profesores jubilados

La asociación «Cum Magno Iubilo» organiza cursos y conferencias en la Casa de la Ciencia

SEVILLAActualizado:

La gratuidad, la libertad y el estímulo por la docencia son los principales valores de la asociación «Cum Magno Iubilo», integrada por unos 30 profesores, entre miembros fundadores ya jubilados y colaboradores en activo, que conservan su vocación de enseñar y observan con inquietud la situación en que se encuentra la Educación en el país. La Casa de la Ciencia se ha convertido en su centro de aprendizaje permanente desde hace dos años y medio, donde organizan cursos y conferencias de lunes a jueves por las tardes dirigidas a personas de todas las edades.

Su presidente, José Armenta, recuerda que la asociación comenzó a gestarse entre los años 2010 y 2011 entre un grupo de profesores de Secundaria en sus últimos años de profesión. «Aspiramos a desarrollar un proyecto innovador de enseñanza libre de cargas burocráticas y de corsés políticos y administrativos, fresca, abierta y a la vez rigurosa», explica.

Para ello, parten de la idea de que cuando se aúnan la pasión por el conocimiento y la disposición a transmitirlo y compartirlo, «el proceso educativo fluye de forma natural y gratificante, sin necesidad de normativas ni de ordenamientos pedagógicos que lo encaucen», asegura. La crisis económica también fue determinante para la constitución de «Cum Magno Iubilo». A este respecto, José Armenta afirma que desde la asociación «tratamos de brindar a los ciudadanos aquello que sabemos hacer mejor, el acceso a diversos campos del conocimiento y de la cultura, con el valor añadido del enriquecimiento personal y la satisfacción espiritual que, a nuestro juicio, comporta todo proceso de aprendizaje». «Ofrecemos nuestrossaberes y experienciaa aquéllos que estén interesados en recibirlos, junto con un material educativo que hemos ido desarrollando y puliendo a lo largo de muchos años», destaca.

Antonio Rodríguez, secretario de la asociación, añade que «otro principio fundamental es que nuestros cursos no están encaminados a la obtención de ningún título, certificado o diploma. No pretendemos competir con los centros oficiales o con las academias, ni a nivel de programas ni de titulaciones. Buscamos un tipo de alumno de cualquier edad y condición que esté interesado únicamente en aprender los contenidos ofrecidos en nuestros cursos, sin ningún otro tipo de finalidad práctica».

A este respecto, Carmen Sánchez, miembro fundadora de «Cum Magno Iubilo», resalta la «labor investigadora, desinteresada y enormemente gratificante de los profesores, que nos enriquecemos también de los alumnos y, sobre todo, del contacto y la colaboración con nuestros compañeros».