Sevilla

La Policía detiene en Sevilla a dos hermanos por extorsionar a clientes de páginas de contactos

Amenazaban con contar a las parejas o familia de los clientes que se dedicaban a solicitar servicios sexuales a chicas a través de Internet

La Policía detiene en Sevilla a dos hermanos por extorsionar a clientes de páginas de contactos
ABC Sevilla - Actualizado: Guardado en: Sevilla

Agentes de la Policía Nacional en Sevilla han detenido a dos hermanos, de 34 y 36 años de edad por extorsionar a clientes de páginas de contactos. Las víctimas creían haber contactado con una mujer a través de una página web de citas, con la que posteriormente mantendrían conversaciones a través de un chat privado. Amenazaban a las víctimas con contar a sus parejas o familias que se dedicaban a solicitar favores sexuales a chicas por Internet.

No se descartan otras posibles víctimas que por temor al perjuicio social o familiar que les pudiera causar ser víctimas de este delito han optado por no denunciar.

Se anunciaban en Internet con identidades falsas que adornaban con fotos y comentarios sensuales. La investigación se inició cuando los agentes tuvieron conocimiento de que una persona estaba siendo amenazada por desconocidos a raíz de haber contactado a través de una página web de citas, con una supuesta mujer llamada Almudena.

Estas amenazas se sucedieron a través de varios teléfonos móviles y siempre por un chat privado; en ellas le pedían dinero por servicios que nunca se habían realizado, amenazándolo con darle una paliza o contarle a su pareja y familiares la intención de mantener favores sexuales con ella.

En un principio la cantidad exigida a abonar eran trescientos euros (300€) para no cumplir la amenaza, subiendo continuamente la cifra cada vez que la víctima no aceptaba realizar el pago o le pedía tiempo para conseguir el dinero requerido.

Nada más tener conocimiento los agentes iniciaron una investigación que les permitió identificar y localizar a los autores, dos hermanos a los que ya les constaban antecedentes policiales por delitos de extorsión. Los dos arrestados tenían numerosos anuncios en diferentes páginas de contactos a través de Internet, con varias identidades diferentes, las cuales adornaban con fotos y comentarios sensuales.

Contactaban siempre por el chat privado

La forma que tenían de actuar era la siguiente: una vez el cliente contactaba con la supuesta mujer bien para preguntarle por las tarifas, bien para establecer algún tipo de contacto y rechazaba el servicio, comenzaban las amenazas, a través del chat privado desde el número de teléfono con el había contactado; si el cliente los bloqueaba o no contestaba a los mensajes, utilizaban otro número de teléfono diferente, llegando a utilizar hasta cinco números de teléfonos distintos.

Se hacían pasar por amigos o hermanos de la chica con la que habían contactado, siendo amenazados con recibir una paliza si no efectuaban el pago o contarle a sus familias que habían intentado contratar los servicios con una prostituta.

Además se ha podido comprobar que los detenidos consultaban los números de teléfono en diferentes redes sociales para obtener información y datos personales de la víctima para presionarlas aún mas. Los arrestados solicitaban a los extorsionados que dejaran el dinero dentro de un sobre en algún punto, normalmente en alguna gasolinera de la zona del Aljarafe sevillano.

Las investigaciones continúan con el objeto de determinar si los detenidos han ejercido acciones similares con otras personasen, ya que por lo que hasta ahora se han podido comprobar es que son tres las víctimas de esta actividad delictiva. La investigación ha sido llevada cabo por el Grupo III de la Unidad Contra las Redes de Inmigración y Falsedad de la Brigada Provincial de Extranjería y Fronteras de Sevilla.

La Policía Nacional recuerda la importancia de seguir unas pautas seguras para navegar en la Red y evitar ser víctimas de delitos. Entre esos consejos destaca desconfiar de desconocidos, -en el mundo virtual no todo el mundo es quien dice ser-; mantener los equipos actualizados y protegidos para evitar el robo de archivos; no ceder nunca al chantaje del acosador y solicitar la ayuda de la Policía en caso de estar siendo víctima de amenazas o extorsión en Internet. Los ciberagentes de la Policía Nacional ponen a disposición del ciudadano la siguiente dirección para denunciar este tipo de hechos: www.policia.es/colabora.php.

Toda la actualidad en portada

comentarios