La Policía Local está desplegada desde febrero en la parada de taxis del aeropuerto
La Policía Local está desplegada desde febrero en la parada de taxis del aeropuerto - ROCÍO RUZ
CONFLICTO DEL TAXI

La Policía ha multado en el aeropuerto de Sevilla a seis taxistas y 39 coches de Cabify

La nueva unidad desplegada por el Ayuntamiento ha impuesto ya 91 sanciones, la mayoría de ellas a vehículos de alquiler con conductor por «intrusismo»

SEVILLAActualizado:

El dispositivo especial de Policía Local que el Ayuntamiento de Sevilla ha desplegado en las paradas del aeropuerto de San Pablo y la estación de trenes de Santa Justa para vigilar el conflicto de los taxistas con otras empresas de transportes ha realizado ya 241 inspecciones. El dato, que se actualizó el pasado sábado, arroja también un total de 91 denuncias, de las cuales 39 han sido contra vehículos de la empresa Cabify y sólo seis para taxistas.

El sector del taxi denuncia a las empresas privadas de alquiler de coches con conductor por supuesto intrusismo, mientras que estas compañías aseguran que sus vehículos están siendo agredidos por los taxistas, sobre todo los del aeropuerto, a los que acusan de pinchar ruedas o lanzar huevos contra los conductores. Ante este problema, el delegado de Movilidad y Seguridad, Juan Carlos Cabrera, activó una unidad policial con un total de 30 agentes para acabar con estas «conductas irregulares», que el propio alcalde calificó de «inasumibles e inaceptables» tras el bloqueo de un coche de alquiler con su conductor en la Plaza Nueva.

El Ayuntamiento pretende con este despliegue paliar «el intrusismo, las conductas irregulares o los cobros abusivos» y hacer controles a los coches de transporte concertado que operan en el aeropuerto. En una primera operación que se desarrolló hasta el 8 de marzo, y cuyo balance ya se hizo público, el dispositivo de la Policía Local para el refuerzo de los controles en Santa Justa y en el aeropuerto realizó un total de 87 intervenciones sobre otros tantos vehículos. Las consecuencias fueron 20 denuncias contra vehículos de alquiler con condutor, 12 de ellas de la empresa Cabify: nueve por no llevar la hoja de ruta y tres por captación de clientes de forma irregular. También se interpusieron dos denuncias contra taxis «por distintas irregularidades en el servicio del aeropuerto» y 17 denuncias contra particulares por «infracciones o irregularidades no vinculadas con el intrusismo», además de una denuncia por intrusismo a un vehículo particular.

El segundo operativo ha sido aún más fructífero para los agentes. Entre el 8 y el 18 de marzo se han inspeccionado 154 vehículos y se han realizado 51 denuncias. Las inspecciones se produjeron sobre 48 coches de alquiler con conductor, de los que 27 fueron denunciados. De ellos, 18 eran de Cabify «por captación de clientes fuera de norma u hoja de ruta». Sobre 60 taxis inspeccionados, sólo cuatro recibieron sanción. Además, también se intervino sobre 46 particulares, de los que 20 recibieron multa.

En este contexto, el unidad policial ha cursado un informe sobre la empresa Cabify «por falta de visado como empresa de transporte» y ha realizado una denuncia por la ley 4/2015 de seguridad ciudadana a un conductor de vehículo de alquiler por falta de respeto y consideración a las fuerzas y cuerpos de seguridad.

Los datos, por tanto, son rotundos. De 241 inspecciones policiales en San Pablo y Santa Justa, 91 han acabado en denuncia. Contra los taxistas, seis. Contra la empresa Cabify, 39. Pero el conflicto sigue abierto.