Beltrán Pérez
Beltrán Pérez - JUAN JOSÉ ÚBEDA

PP y PSOE firman un principio de acuerdo para el presupuesto

Los populares anuncian un pacto inminente si Espadas plasma un documento

SEVILLAActualizado:

El acuerdo está prácticamente cerrado. Por primera vez en la historia del Ayuntamiento de Sevilla, los dos grandes partidos de la democracia van a votar de manera conjunta la principal herramienta para la gestión pública: el presupuesto. A primera hora de la tarde de ayer, ambas formaciones anunciaron que se suspendía la Comisión de Hacienda prevista para hoy y se postergaba a este miércoles para poder plasmar en un documento los principales puntos de este entendimiento, que no tiene precedentes. El gobierno de Juan Espadas acogerá en su proyecto los principales capítulos de gastos propuestos por el PP en su presupuesto alternativo. A cambio, el PP acepta las condiciones de los ingresos que han puesto los socialistas.

Los populares hicieron público el principio de acuerdo en una nota en la que explicaron los pormenores de la negociación, a la que asistieron los concejales Rafael Belmonte y María del Mar Sánchez Estrella, junto con su asesora en materia de Hacienda, Macarena Silva por una parte, mientras que por la otra lo hicieron el delegado de Hacienda, Joaquín Castillo, y el coordinador general de Alcaldía, José Antonio del Rey. Según Belmonte, «se ha dado un paso más para llegar a un nuevo acuerdo presupuestario que refleje el modelo alternativo propuesto por el PP» porque «el gobierno municipal está dispuesto a aceptar conceptualmente todas nuestras propuestas».

Los populares sostienen que se han incluido en el proyecto final del presupuesto de 2018 el Plan de Modernización del Ayuntamiento y de la Ciudad y otras medidas como la instalación de Wifi en los autobuses de Tussam; numerosas ayudas a empresas, pymes y autónomos, comercios, polígonos industriales, etcétera para la reactivación económica. También se contemplan las propuestas para conseguir una ciudad más habitable, como plantaciones de árboles, arreglos de caminos en parques, un estudio para dotar de sombra a la ciudad, incrementar las dotaciones de los distritos para arreglo de calles, talleres... Por último, Belmonte desveló que «se encuentra ultimada la negociación sobre las medidas para que Sevilla sea una ciudad accesible, como, por ejemplo, el Plan Cero Barreras». Por otra parte, se encuentra avanzado el diálogo en torno a la propuesta popular de climatización de colegios o las ayudas para el crecimiento de la población, entre otras.

«Está en manos del alcalde elaborar un nuevo documento, tal y como ya se comprometió Espadas en la reunión mantenida con nuestro portavoz, Beltrán Pérez», señaló el concejal, que añadió que «el procedimiento que defiende el PP sería la redacción de un proyecto nuevo en el que queden contempladas tanto la estrategia como la filosofía del Presupuesto Alternativo del PP». Es decir, no habría enmiendas.

En este sentido, Belmonte explicó que «el PP condiciona su aprobación a que haya un nuevo proyecto presupuestario, tal y como se comprometió Espadas con Beltrán Pérez, que refleje su Presupuesto Alternativo y no descarta rechazarlo en caso de que no se contemplen las líneas generales e íntegras de nuestro documento», pero «estamos dispuestos a negociar y a acordar cantidades, pero nunca el destino al que se quiere llegar con este presupuesto, que se traducirá en mejoras y avances para la ciudad».

El concejal popular detalló también que «el Presupuesto Alternativo es un documento único con coherencia y solvencia, que no admite ser desmenuzado en enmiendas parciales que sirvan de mercadeo. Ya dejamos claro que no íbamos a entrar en menudeo de enmiendas a los presupuestos».

No obstante, «la asimilación conceptual del Presupuesto Alternativo del PP va por buen camino, pudiendo estar el acuerdo maduro en próximos días, ya que el miércoles se tendrá la siguiente reunión con el gobierno», manifestó el edil popular, que reitera que «la responsabilidad del alcalde tiene que estar también visible en evitar interferencias externas y ajenas a la negociación. Espadas no puede permitir que dichas interferencias enturbien el debate y pongan en peligro un acuerdo histórico entre el PP y el PSOE», por lo que «le pedimos altura de miras, ya que el acuerdo puede ser inminente y con el apoyo de 23 concejales».