Más de 14.000 personas corrieron la Zurich Maratón de Sevilla de 2017
Más de 14.000 personas corrieron la Zurich Maratón de Sevilla de 2017 - RAÚL DOBLADO

Zurich Maratón de Sevilla: consejos para después de correr

Todo lo que debes tener en cuenta una vez hayas terminado tu participación en esta dura prueba de atletismo

SevillaActualizado:

Tanto o más importante que saber prepararte para correr una prueba como la Zurich Maratón de Sevilla 2018 es conocer lo que tienes que hacer justo al terminar para evitar las lesiones tan temidas por los deportistas.

Cuando entres, y no puedas creerlo, en el Estadio Olímpico tras 42 kilómetros de maratón y cruces la meta no dejes que el cansancio te venza y procura andar durante un par de minutos antes de parar del todo, sentarte o tirarte… Tampoco te olvides de estirar los músculos al finalizar. Una vez que pares del todo lo más recomendable es cambiarse de ropa y abrigarse con ropa seca.

No te olvides de la hidratación, bebe mucho líquido como agua y zumo. Puedes también tomar glucosa justo al acabar. Se recomienda comer fruta y que tanto el almuerzo como la cena del día de la maratón sean ligeras y compuestas por alimentos ricos en hidratos de carbono.

Guía básica del Zurich Maratón de Sevilla 2018

Al llegar a casa, lo expertos recomiendan llenar la bañera con agua fría hasta la mitad y meterte durante 5 o 10 minutos. Y luego, dúchate con agua bien caliente. Procura dormir bien, al menos unas 8 horas, y si puedes aprovecha para echarte una siesta.

Después de haber realizado una prueba dura como una maratón es un buen momento para acudir a un masajista deportivo, te ayudará a reducir la inflamación y posibles molestias musculares. Para los que no puedan permitírselo o no tengan tiempo, el hielo es una buena y sencilla opción para evitar las inflamaciones.

Volver a entrenar

El peor día tras la maratón, que se celebra en domingo, suele ser el martes, pero en dos, tres o como mucho cuatro días se pasan las dolorosas agujetas. Se recomienda para aliviarlas tomar baños de agua muy caliente y otro truco es bajar las escaleras de espaldas para que los cuádriceps duelan algo menos…

Para los que se pregunten cuándo deberían volver a correr o entrenar con normalidad, lo ideal es esperar al menos 10 días para darle una fase de recuperación al cuerpo. Se recomienda empezar solo con media hora a ritmos suaves (jornadas de descanso activo) y dar al cuerpo al menos un mes para volver a planificar un nuevo objetivo o prueba.

Si tienes muchas ganas de volver a hacer deporte y aún no han pasado esas primeras semanas de descanso activo, es una buena idea probar con otras actividades como la natación o el ciclismo.