Gracias a la Consejería para la Igualdad y el Bienestar Manual seguiremos la estela marcada por la Junta de Extremadura para promover la masturbación
Las extremeñas se tocan
Tres avisos

Equidad intergeneracional


Dejemos la paja de la propaganda y vayamos al grano de la economía. La consejera Martínez Aguayo justifica el endeudamiento que deberán pagar los jóvenes andaluces cuando den de mano en los talleres manuales con una perífrasis digna de análisis: equidad intergeneracional. Pero como hay gente que se lo traga casi todo…
Boabdil liberado
A estas horas Boabdil estará encantado porque le han quitado la cadena que seguía llevando en el escudo de Canillas del Aceituno. La Alianza de Civilizaciones está cambiando el mundo. Una vez desencadenado el último rey nazarí de Granada, ¿cuál será el próximo hito? En el Consejo de Seguridad de la ONU no se habla de otra cosa…
Fin del mundo
2012 es el título de una película que narra el fin del mundo que los mayas previeron para esa fecha. En Andalucía imparable se producirá por esa época un cataclismo similar cuando dejemos de percibir los fondos europeos, pero aquí no se mueve nadie… excepto Chaves, que se ha ido a Madrid huyendo del terremoto financiero.
Publicado Sábado , 14-11-09 a las 08 : 21
Cuando Pedro Muñoz Seca escribió «Los extremeños se tocan» no podía imaginar que al cabo del tiempo habría una consejería autonómica que le cambiaría el género al título de su obra de teatro. Muñoz Seca fue fusilado en Paracuellos, un dato que habría que revisar para que casara con los dogmas de la media memoria histérica. Antes de morir, y ante la confiscación de los escasos bienes que llevaba encima, dejó para la posteridad una de las mejores perlas humorísticas que jamás se hayan concebido: «Podéis quitarme el reloj, podéis quitarme la cartera, podéis quitarme el anillo, pero hay algo que no me podéis quitar: el miedo que tengo…»
Haría falta un Muñoz Seca para que se pudiera representar, en versión original no subvencionada, esta farsa que ha parido la Junta de Extremadura y que, como toda parida que se precie, ha copiado nuestra Consejería para la Igualdad y el Bienestar Manual. Imaginen un taller de masturbación mientras se levanta… la tela del telón. La profesora de turno, progre de manual experta en trabajos manuales y en meter la mano en la correspondiente subvención, imparte una lección teórica que se inscribe en la trilogía que nos llevará directamente a la Tercera Modernización. De la antigüedad del I+D+i, a la posmodernidad del Plan AIDO, o sea, del Aula para la Investigación, el Desarrollo y el Onanismo.
Uno no quiere ni pensar en ese taller masturbatorio. Ya que se trata de un taller, ¿cómo será el cuadro de las herramientas? Siguiendo la línea transversal de las políticas medioambientales, seguro que se contemplará un protocolo para el reciclaje de residuos y vertidos tóxicos. ¿Se implementarán las correspondientes adaptaciones curriculares para que el alumnado pueda desarrollar sus capacidades según el ritmo de aprendizaje que más le convenga? ¿O todos a una, como en Fuenteovejuna? Menos mal que la Consejería para el Gustirrinín Social ya ha adelantado que la masturbación es «optativa», porque entonces podríamos pasar de la ESO a la EMO.
Una vez implantados los talleres en todos los institutos andaluces, las competencias masturbatorias deberían pasar a Educación. Se impone, pues, una reforma del Estatuto mediante el consenso de los grupos parlamentarios tras las correspondientes audiencias a los expertos en la materia. ¿Debería participar también la Consejería de Cultura por aquello de la literatura erótica que fomenta este placentero plan? Sería deseable que la Consejería de Innovación prestara una apoyadura tecnológica siempre que los aparatos funcionen con energías renovables. Tampoco debería quedarse fuera la Consejería de Salud con su programa Frota2, tendente a señalar las áreas más sensibles de la geografía corporal. Como en el programa extremeño se recomienda que la masturbación se lleve a cabo —hemos escrito cabo, que conste— en lugares tranquilos, la Consejería de Vivienda debería contemplar esta premisa a la hora de diseñar las VPO, a partir de ahora Viviendas Propicias al Onanismo. Y en Agricultura ya están investigando sobre el asunto para promocionar el cultivo ecológico de ciertas verduras y hortalizas que cualquiera puede imaginar.
Con tanto taller masturbatorio puede suceder lo que hoy sería impensable. Un padre coge en la intimidad de su cuarto al hijo adolescente que hace algo a escondidas. El pobre chaval le muestra lo que se trae entre manos. Cansado de tanta actividad escolar, ha decidido relajarse a solas, sin que nadie lo vea, sin que nadie le riña. Y está haciéndose una… ecuación de segundo grado. «¿Tú me perdonas, papá?» El progenitor A se muestra comprensivo. «Sí, hijo mío, pero que nadie se entere de que eres un pervertido intelectual».

Enviar a:

¿qué es esto?


Más noticias sobre...