Música

Música

Festival de Música de Alicante, aires de cambio

Pendiente de la creación de una fundación y la elección de un director, dobla sus esfuerzos y aumenta su presupuesto

Día 27/05/2011 - 11.09h

Ayer se presentó en Madrid el XXVII Festival de Música de Alicante, que tendrá lugar del 16 al 24 de septiembre. Esta edición será la primera que se celebre desligado ya del Centro para la Difusión de Música Contemporánea (CDMC), absorbido por el Centro Nacional de Difusión Musical (CMDM) que echó a andar el pasado mes de octubre, y cuya creación responde a los criterios de austeridad del Gobierno.

El encargado de presentar la cita, a falta del nombramiento de un responsable (en principio estaba previsto que liderara el Festival el exdirector del CDMC, Jorge Fernández Guerra, pero discrepancias del compositor con Cultura impidieron que se llegara a un acuerdo), fue el director general del Instituto Nacional de las Artes Escénicas y de la Música (Inaem), Félix Palomero, quien trazó los objetivos principales del Festival, que siguen la línea planteada para otras instituciones dependientes del Ministerio de Cultura.

Promoción en el exterior

El primero de ellos, la promoción de la música española en el exterior. Un camino que ya emprendió el año pasado con la creación de un Encuentro Profesional de Música Contemporánea cuyo fin es el de reunir a los implicados en el sector —editoriales, intérpretes, medios de comunicación, programadores y especialistas de fuera de nuestro país—, para que transmitan lo que sucede aquí. Si bien nació como una experiencia piloto, su buena acogida ha animado al Inaem a ampliar el encuentro —o feria—, que este año casi triplicará su espacio, pasando de 235 metros cuadrados a 600 metros cuadros, en el Centro Cultura Las Gigarreras. También se ha incrementado considerablemente el número de participantes. «De los 18 stands del 2010 se ha pasado a 35, y de 12 programadores a 25, confirmados a día de hoy», explicó Palomero. La feria incluye este año como novedad un homenaje a una institución, la Escuela de Composición y Creación de Alcoy (ECCA), que dirige Javier Darias.

Los otros objetivos a los que se refirió el director general del Inaem fueron «la extensión del Festival dentro de Alicante», con más colaboraciones con otras instituciones —«como el Museo de Arte Contemporáneo»—, así como la ampliación de espacios, que este año incorpora el Auditorio, recién inaugurado, y el Museo de Aguas. Por último, Palomero subrayó el compromiso con la creación más joven y la recuperación de nuestro patrimonio. El primero se llevará a cabo a través de un concurso de composición, que coordinará la Academia de la Jonde; mientras que el segundo apartado estará protagonizado este año por obras de dos españoles, Gombau y Gonzalo de Olavide, y el uruguayo Cervetti.

«Aliento sinfónico»

La disponibilidad del Auditorio ha dado a la programación de esta edición «un aliento sinfónico» pues contará con la presencia de la Orquesta Nacional de España, que, bajo la dirección de Nacho de Paz, inaugurará el festival el día 16, con obras de Fernández-Guerra —«estabamos especialmente interesados en que inaugurara él este festival—, Lienen Kämper, Gubaidulina y Shostakovich. Estos últimos forman parte del «guiño a la actualidad» que quiere dar al encuentro, con motivo del Año Dual España-Rusia, que coincide además con el 80 aniversario de la compositora rusa. El capítulo sinfónico lo completan la Joven Orquesta Nacional de España (Jonde) y la Sinfónica de RTVE.

A lo largo de algo más de una semana, se podrán escuchar en Alicante casi medio centenar de obras, que incluyen un total de 14 estrenos encargo del festival (Durán Lóriga, Caladín, Orts, Berenguer, Giner...), cuatro estrenos absolutos (Seguí. Del Valle, Carlos Duque y De Olavide), y seis estrenos en España (Adámek, Gubaidulina, Schnittke, Nordheim...).

Derviches y break dance

Además de la inauguración oficial, los que prefieran echarse a la calle podrán optar por el espectáculo «Desordances_3», de Dani Panullo, en el que se conjuga las danzas de ambas orillas del Mediterráneo, como los Derviches, los b-boys egipcios y b-boys españoles, uniendo la mística con la cultura urbana (break dance). Será el día 16 a las 19 horas en el anfiteatro del Centro Cultural de La Cigarreras. La ópera estará representada por «Vanitas», en una producción procedente del Teatro Real, donde se pudo ver en la sala Gayarre. Con música Sciarrino, contará con la mezzo Marisa Martins, el piano y la dirección de Riccardo Bini, y el cello de Dragos Balan. El Grup Instrumental de Valencia, el Ensemble Kuraia, una performance a cargo de Concha Jerez y José Iges y los Solistas de Trondheim completan la programación de un festival que ha contado con un presupuesto notablemente superior al del año pasado: 685.000 euros frente a los 400.000 euros del año anterior.

El futuro: Fundación y director artístico

Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:

Sigue abcdesevilla en...

Lo ?ltimo...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.