Música

Música

Diez años sin Silvio

Luzbel y Los Diplomáticos, Pepe Begines o Silver Barber, actúan hoy en un concierto homenaje

Día 01/10/2011 - 11.31h
Diez años sin Silvio
ABC

Compartir

Silvio Fernández Melgarejo, Silvio para el mundo del rock, nació en la Roda de Andalucía el 8 de agosto de 1945, justo entre los bombardeos de Hiroshima y Nagasaki. Pero más allá de estas anécdotas, este gran genio sevillano ha dejado grabado un hueco en la memoria de todos los que aman el rock. Y aunque este sábado se celebren diez años de la muerte de Silvio, su recuerdo estará más vivo que nunca en un concierto de homenaje que se celebrará en la Sala Malandar y que reunirá a íntimos colaboradores suyos, como Luzbel y Los Diplomáticos, Silver Barber, Pepe Begines, José Mateo o Pepe el Saxo.

En la trayectoria de Silvio —que era hijo del redactor jefe de ABC de Sevilla Antonio de los Santos— no se puede olvidar que este músico no sólo bebió de las raíces del rock americano —con Elvis a la cabeza—, sino que también se hundió en la música negra, con Ray Charles y James Brown a la cabeza. Asimismo, fue un apasionado de Los Beatles, de los cantantes franceses y de artistas italianos del talento de Adriano Celentano. Pero más allá de todas esas influencias, Silvio supo construir un estilo personal e intransferible.

Su partenaire de lujo durante 28 años —desde 1973 a 2011— fue Manuel Luzbel, con quien publicó cinco discos imprescindibles para comprender su evolución musical: «Al este del Edén» (1980), como Silvio y Luzbel; «Barra libre» (1984), como Silvio y Barra Libre; «Fantasía occidental» (1988) y «En misa y repicando» (1990), como Silvio y Sacramento, y, por último, «A color “To Africa from Manchester”» (1999), como Silvio y Los Diplomáticos.

Silvio comenzó tocando la batería con Manuel Luzbel, que por entonces tocaba el bajo y cantaba. Luego Silvio comenzó a cantar y Luzbel pasó a la guitarra. «Silvio era un gran artista y un bohemio y tenía una filosofía de vida muy cercana a la de los rockeros antiguos, además, le gustaba vivir la vida intensamente», afirma Luzbel.

Entre sus muchas anécdotas, Luzbel recuerda que en una ocasión contrataron para una gira por Castilla y León a un guitarrista que tocaba con el grupo Triana: «Era un hombre muy seco de carácter. Le pregunté a Silvio que qué le parecía y él me dijo: “no me puedo fiar de un tío que lleva 15 días sin reírse”». También Luzbel define a este rockero como «un hombre generoso, desprendido y muy amigo de sus amigos».

Pero este músico no quiere que el concierto sea un velatorio: «Queremos una fiesta en la que Los Diplomáticos y yo tocaremos canciones de Ray Charles, James Brown o The Animals». También otro amigo íntimo de Silvio, Curro el barbero, de los Silver Barber, interpretará temas de The Shadows.

Por su parte, el periodista Alfredo Valenzuela, que publicó en el año 1991 una biografía sobre Silvio titulada «Vengo buscando pelea» —reeditada por la Fundación Lara en el año 2004—. reconoce que «me interesé por él porque era un tipo bohemio de verdad que iba fuera de la moda, incluso no llevaba reloj». Este periodista recuerda que, por la época en que estaba preparando el libro, Silvio llegó a perder la vista a consecuencia del alcohol: «Me pidieron que acelerase el libro porque creían que se iba a morir, pero afortunadamente vivió diez años más». También Valenzuela comenta que «quien se interese por mi libro debe ver un documental extraordinario que sobre Silvio se proyectó hace cuatro años en el Festival de Cine de Sevilla. Se titulaba “A la diestra del cielo”, de Francisco Bech, y mostraba imágenes inauditas de él».

En todo caso, después de diez años de la muerte de Silvio, Luzbel lamenta que la ciudad que le viera ejercer sus genialidades no le haya hecho un reconocimiento necesario: «Sevilla no reconoce a sus hijos ni a sus próceres, porque hace oídos sordos al talento». No obstante, una calle con el nombre de «Rockero Silvio», en el barrio de los Remedios, recuerda la genialidad de este músico en Sevilla.

En cuanto a las facultades musicales de Silvio, Manuel Luzbel destaca sobre todo «su compás sobre el escenario y la facilidad de conexión con el público». Además, dice que es difícil decantarse por un disco suyo en cuestión.

Preguntado por si queda algún material inédito de Silvio, Manuel Luzbel tiene en su posesión un disco en directo que se registró en Lebrija. Aparte de esto, está grabando los temas de las canciones que le compuso a Silvio a lo largo de su carrera pero que éste nunca llegó a cantar, «porque tenían textos muy largos y él no era muy bueno para memorizarlos». Si sobre el escenario se olvidaba de alguna letra, «era capaz de improvisar sobre la marcha». Cosas de los genios.

Como reconoce Manuel Luzbel, «el homenaje no se lo damos nosotros a Silvio, sino que él nos lo da por el enorme optimismo con que afrontaba la vida, pues estaba al margen de las precupaciones y era el mismo tanto encima de un escenario como en su vida diaria».

Concierto de homenaje a Silvio. Hoy a las 21.30 horas. Sala Malandar. Calle Torneo, 43 Entradas: 7 euros

Un referéndum y una foto

  • Compartir

publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:

Sigue abcdesevilla en...

Lo ?ltimo...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.