Susana Díaz y Diego Valderas en el último pleno de la IX Legislatura
Susana Díaz y Diego Valderas en el último pleno de la IX Legislatura - Raúl doblado
política

PSOE e IU mantienen pactos en 22 ayuntamientos y una diputación

El divorcio entre ambas formaciones políticas no ha afectado a estos acuerdos a pesar de la grave crisis que los ha enfrentado

Actualizado:

El divorcio político entre PSOE e IU que las dos formaciones han retransmitido casi en tiempo real a los medios de comunicación no ha sido para tanto. Porque ambas fuerzas políticas mantienen acuerdos estables y duraderos que garantizan el control en veintidós ayuntamientos andaluces y en la Diputación de Huelva.

Unos pactos de los que ninguna de las dos formaciones quiere ni hablar ahora pero que ambas mantienen con el discurso de que se trata de acuerdos locales que tienen protagonistas y programas concretos. Es más, el secretario general del PSOE de Córdoba, Juan Pablo Durán, ha dicho publicamente que los gobiernos de coalición «son proyectos que nacen de las personas y de los programas de las personas en esos lugares» identificados con los problemas locales.

En el caso de IU, además, son acuerdos que aprobaron sus asambleas locales de militantes antes de ser rubricados. Igual que ocurrió con el Pacto con Andalucía que firmaron en la Junta de Andalucía y que Susana Díaz ha roto de manera unilateral.

Un discurso, el de los acuerdos puntuales, que conviene ahora a socialistas y a la federación de izquierdas aunque la realidad es que en el trabajo previo de estos dos pactos estuvieron implicadas las direcciones políticas de ambas fuerzas, incluyendo a Susana Díaz que era por entonces secretaria de Organización del PSOE andaluz y precisamente, la responsable de llegar a este tipo de acuerdos.

Desde las últimas elecciones municipales, en mayo de 2011, PSOE e IU mantienen 22 pactos en otros tantos ayuntamientos, además de la Diputación de Huelva cuyo presidente, Ignacio Caraballo, lo es gracias a los 13 diputados del PSOE y a uno de Izquierda Unida que le otorga la mayoría absoluta para gobernar, que también contó con el aval de una asamblea de los militantes antes de su firma oficial y pública. Este pacto es, además, estratégico para los socialistas ya que sólo tiene otras dos diputaciones en sus manos, Sevilla y Jaén, porque el resto están gobernadas por presidentes populares.

Los acuerdos firmados entre ambos partidos se extienden a todas las provincias excepto a Almería, siendo Granada y Sevilla las que tienen mayor número de ayuntamientos con gobiernos de coalición, siete cada una de ellas. En total, los 22 pactos mantienen a 18 alcaldes del PSOE y a cuatro de Izquierda Unida, éstos en los ayuntamientos de Peligros, en Granada, donde también hay un grupo de independientes; Villatorres en Jaén; Villanueva de Algaidas en Málaga, así como Arahal en la Sierra Sur sevillana.

Estos pactos, en cuatro de los cuales participan también partidos independientes locales, se mantienen por el momento, aunque no hay ninguna decisión tomada para el futuro ya quedependerá de los resultados electorales y de cómo cada una de las dos fuerzas sea capaz de rentabilizar los logros conseguidos durante los últimos cuatro años. Claro que, al tratarse de pueblos pequeños en la mayoría de los casos, el voto en las municipales se fragua en la gestión directa.