Imagen de la bala extraída del cuello al operario
Imagen de la bala extraída del cuello al operario - ABC
Sucesos

Vecinos de El Puche de Almería disparan con balines al conductor del camión de la basura

Los trabajadores denuncian las continuas agresiones que padecen durante su trabajo en este barrio de Almería

AlmeríaActualizado:

Los trabajadores de FCC, empresa concesionaria del servicio de recogida de basuras en la capital almeriense están sufriendo durante el desarrollo de su trabajo en el barrio de El Puche agresiones de forma continua. La Central Central Sindical Independiente y de Funcionarios, CSIF Almería ha informado sobre el último ataque durante la pasada madrugada.

Un vecino del Puche disparó con una escopeta de balines a un operario que conducía el camión de la basura sobre las 1:30 horas. Al conductor han tenido que extraerle la bala que le ha causado herida en el cuello, columna y vértebras cervicales, según el parte médico del trabajador que continúa ingresado en el Hospital Universitario Torrecárdenas.

«Ante esta insostenible situación», el sindicato exige protección para la plantilla de trabajadores dado que no es la primera vez que reciben ataques en esta zona de la ciudad. En más ocasiones, explican desde CSIF, han sido apedreados provocándoles importantes heridas, tanto a ellos como a los vehículos y camiones que conducen, cuando se disponían a desempeñar sus funciones o, incluso, cuando se desplazan desde sus domicilios a su puesto de trabajo.

Para el presidente de CSIF Almería, Juan Fernández Cabezas, estas circunstancias son inadmisibles por lo que exige que se garanticen medidas de protección y seguridad inmediatas para los trabajadores de FCC a todas las autoridades pertinentes. «No vamos a consentir más ataques de este calibre, por lo que instamos tanto al Ayuntamiento como al Subdelegación del Gobierno que busquen soluciones que erradiquen estas feroces agresiones y comportamientos agresivos. De no ser así, plantearemos la paralización del servicio hasta que se acometan las medidas necesarias», apunta Fernández Cabezas.