El Ángel Ximénez Avia Puente Genil, en el partido del domingo ante el Barcelona
El Ángel Ximénez Avia Puente Genil, en el partido del domingo ante el Barcelona - M. G.
BALONMANO

El Ángel Ximénez Avia Puente Genil gana (21-22) ante el Cangas en el último partido de Asobal de 2018

El conjunto pontano se sitúa a tres puntos de la zona descenso en el último partido del año

CANGASActualizado:

Victoria cargada de oxígeno para el Ángel Ximénez Avia. El conjunto de Puente Genil venció este miércoles por la noche al Cangas por un ajustado (21-22) en un partido que dominó de principio a fin y sufrió más de lo esperado a última hora a la vista del desarrollo del encuentro. Con este triunfo, el bloque de Julián Ruiz aleja el peligro de la zona de descenso a tres puntos de distancia justo para cerrar 2018 en la Liga Asobal, que no volverá hasta febrero por los compromisos internacionales de España.

El Ángel Ximénez comenzó el partido a mil revoluiciones, consciente de la importancia de los puntos en juego. Solo un punto le separaba del Cangas, la misma distancia con la zona de descenso. Los de Puente Genil salieron enchufados con la intención de abrir brecha con la zona roja.

Los de Puente Genil mandaron en el marcador desde el primer minuto (0-2). El poderío ofensivo del Ximénez permitió que la renta progresase rápidamente a las tres unidades (1-4, 2-5 y 4-7). Incluso, llegó a cuatro goles de renta pasado el ecuador del primer acto (4-8 y 5-9).

El equipo de Julián Ruiz trazó la máxima diferencia del primer acto en los cinco de ventaja que tomó al paso por el minuto 25 con un gol de Cuenca. Los goles de Novica Rudovic sostenían al Ximénez. Sin embargo, un tiempo muerto abrió una leve reacción de los locales para llegar al intermedio con los pontanos tres goles arriba (8-11).

En la reanudación en el pabellón municipal O Gatañal, Ximénez y Cangas jugaron a la goma, a estirar el chicle y comprimirlo. Entre tres y cuatro goles osciló la renta en los diez primeros minutos de encuentro. Una cómoda ventaja que administró el bloque de Puente Genil como oro en paño.

De nuevo, el Ximénez llevó la máxima ventaja hasta los cinco goles en el ecuador del segundo acto, aunque ahora con vocación de continuidad (12-17, 13-18, 14-19 y 16-21). Solo quedaban 10 minutos para rematar la faena y el equipo de Julián Ruiz sufrió más de lo esperado. El Cangas se remangó y comenzó a recortar diferencias. Bajó a cuatro (17-21), redujó a tres (19-22), pasó a un peligroso dos (20-22) y tembló cuando todo quedó en la mínima expresión tras un parcial 5-1 (21-22) a falta de un minuto y medio. Todo se quedó en susto. El Ximénez salió victorioso por ese gol de renta.