Protesta ante la piscina de la Fuensanta
Protesta ante la piscina de la Fuensanta - Valerio Merino
Equipamientos

El Ayuntamiento de Córdoba quiere reabrir las dos piscinas la segunda semana de julio

Activa ya los contratos menores para que puedan ser usadas por la ciudadanía

CórdobaActualizado:

Las piscinas de propiedad municipal que quedan por abrir estarán en funcionamiento en torno a la segunda semana de julio, según las previsiones del actual gobierno municipal. El Instituto Municipal de Deportes trabaja con el objetivo de que las instalaciones que no han podido ser abiertas por un problema de índole burocrática estén operativas en el margen de tiempo más corto posible.

Todos los contratos menores que se tenían que gestionar ya están en marcha con el objetivo de que puedan formalizarse. Las piscinas afectadas por la paralización son las de la Fuensanta y las de la calle Marbella. Los vecinos afectados por este hecho han recogido firmas y han creado una plataforma para presionar al Ayuntamiento de Córdoba de cara a que este hecho no vuelva a repetirse en el futuro.

El problema no se puede limitar a este verano aunque en este caso sea una cuestión en la que llueve sobre mojado. Las entidades que gestionan este tipo de equipamientos suelen quejarse de que los retrasos del Consistorio en tramitar los contratos les han llevado a abrir en julio perdiendo parte de la actividad ordinaria del mes de junio.

De hecho, los abonados han recibido una información bastante incompleta, por ejemplo, sobre los precios. No se conoce a ciencia cierta el número de días que se podrá abrir. El alcalde, José María Bellido, se comprometió con los vecinos a abrir lo antes posible. El responsable del Imdeco, Manuel Torrejimeno, es el gestor directo de la actuación.