Los cuatro candidatos participantes en el plató de Canal Sur Córdoba
Los cuatro candidatos participantes en el plató de Canal Sur Córdoba - ABC

Un debate por la Alcaldía de Córdoba sin sorpresas para marcar territorio

Ambrosio, Bellido, García y Albás apenas debatieron en Canal Sur y sí intentaron fijar sus posturas

CórdobaActualizado:

Los candidatos a la Alcaldía de Córdoba se sentaron frente a frente en Canal Sur este martes para dejar claro qué son cada cual. Isabel Ambrosio (PSOE), la alcaldesa que se presenta desde el puesto y «primus inter pares». José María Bellido (PP), el aspirante que quiere asaltar Capitulares para reverdecer viejos laureles populares. Pedro García (IU) hizo de guardián de las esencias de la izquierda e Isabel Albás (Ciudadanos), la aspirante que se presenta por primera vez al cargo. Fue la que se le notaron más huecos en el funcionamiento interno de la casa. No estaban ni Vox ni Podemos.

No fue tanto un debate como una serie de monólogos donde Ambrosio y García no habían hecho nada, según Bellido, o habían gobernado un xanadú, cuando ellos hablaban. Córdoba había sido una ciudad donde gobernaban unos malísimos neocon que querían privatizar Aucorsa (una empresa no privatizable) hasta que la izquierda repuso el orden de las cosas que es el de contratar a gente en Sadeco. Aucorsa precisamente fue uno de los momentos más vívidos cuando Ambrosio dijo que al PP se le quemaban los autobuses y Bellido le replicó que a ella se le achicharraban las criaturas en los colegios. "Usted no sabe qué es la climatización", dijo Ambrosio, un tanto molesta. Se imagina uno que estar fresquito.

El debate se centró en materias como los impuestos o como la Gerencia de Urbanismo. Y ahí García se vino arriba. El candidato de IU llegó a decir que la Gerencia de Urbanismo es fruto de lo hecho (fatal, por supuesto) por el PSOE y el PP. En realidad, el partido que más años ha gobernado la Gerencia de Urbanismo es Izquierda Unida que ha tenido de concejales a Manolo Pérez, Andrés Ocaña, Paco Tejada y el propio García, que suele caer en las propias trampas de su debate.

Si quedaba alguien despierto para el minuto final, cosa verdaderamente milagrosa que le vendría de perlas a Canal Sur, la cosa fue más de lo mismo. Albás dijo lo de «vamos Ciudadanos» como una especie de mantra (por cierto, el Impuesto de Transmisiones no se llama Impuesto de Transmisiones. De hecho no existe el Impuesto de Transmisiones). Bellido abogó por el cambio para sacar a Córdoba de la modorra. García se enseñoreó del orgullo de ser del Campo de la Verdad y de que en Córdoba se pueda ir andando a los sitios. Y Ambrosio dijo un poco lo de siempre adobando esa forma suave suya de hablar con el riesgo (peligro, peligro) de que gobiernen los de Vox. Más o menos lo esperado.