Leo Brouwer, durante un ensayo con la Orquesta de Córdoba en 2017
Leo Brouwer, durante un ensayo con la Orquesta de Córdoba en 2017 - EFE
FESTIVAL DE LA GUITARRA

La Orquesta de Córdoba y la guitarra, dos pasiones para el 80 cumpleaños de Leo Brouwer

El maestro cubano regresa a la ciudad de la que es Hijo Adoptivo para participar en el Festival

CórdobaActualizado:

Faltan dedos de la mano para contar los motivos por los que la música culta en Córdoba no se puede contar en el último cuarto de siglo sin nombrar a Leo Brouwer (La Habana, 1939). La Orquesta de Córdoba sigue teniendo algo suyo por todo el tiempo que estuvo al frente desde su fundación en 1992, y el Festival de la Guitarra lo recibe como a una presencia excepcional, porque es autor de algunas de las más fascinantes obras para el instrumento de las seis cuerdas en las últimas décadas.

En marzó cumplió 80 años y ahora la ciudad y los que aman la música le dedican un concierto de homenaje que tiene como marco precisamente el Festival de la Guitarra. Para este concierto, que tendrá música en distintos formatos y con formaciones muy diferentes, el Gran Teatro recibe este viernes a la Orquesta de Córdoba, dirigida por su titular, Carlos Domínguez-Nieto, pero también al guitarrista clásico Javier Riba, al Cuarteto de Cuerdas de la Habana y al coro Brouwer.

Será una noche donde el maestro y todo el Festival de la Guitarra pongan de manifiesto la importancia del instrumento y su capacidad para enfrentarse a una orquesta. «La guitarra clásica tiene una riqueza informacional, como música, como repertorio, enorme, desde los grandes que se han dedicado a ello en el siglo XX hasta los preclásicos de toda la Europa central y meriodional», ha dicho el autor en alguna entrevista a ABC, donde sin embargo se lamentaba de que había «un complejo cultural de los eruditos, de que la guitarra es un instrumentito popular, de acompañamiento».

Por eso les reprochaba que ni siquiera se pusieran a «estudiar que hay músicas con la guitarra o para la guitarra también con la orquesta sinfónica. Es un problema de que los sinfónicos no admiten que la guitarra es un instrumento culto». En los días de hoy y mañana impartirá además uno de los cursos del Festival de la Guitarra. No será el último homenaje que se le haga en Córdoba, ya que en octubre regresará Leo Brouwer para un concierto que le hará la Orquesta de Córdoba, de la que es director emérito, al comienzo de su temporada de abono.