Publicidad electoral de Ciudadanos en el barrio de Ciudad Jardín de Córdoba
Publicidad electoral de Ciudadanos en el barrio de Ciudad Jardín de Córdoba - Rafael Carmona
LA MIRILLA

Elecciones Municipales Córdoba | Programas low cost

A lo sumo, vayánse a las redes sociales y encontrarán pildoritas

CórdobaActualizado:

El programa electoral ha pasado a mejor vida. No es que fuese tomado, precisamente, en las casas como las Sagradas Escrituras, pero daban formalidad al trasunto de promesas y votos. La letra pequeña que siempre pedimos y nunca ojeamos pero que inspira confianza el solo hecho de tenerla. Era la base de toda publicidad engañosa en la que, a la postre, se convierte una campaña electoral. Imagínense que la gran superficie que todos tenemos en mente nos plantea que nos va a vender un electrodoméstico a un precio y con unas prestaciones y al cabo del tiempo nos damos cuenta de que todo era mentira. Pondríamos el grito en el cielo.

Acomodados a lo efímero, a la incomunicación de la hiperconectividad, al argumento al pie y en regate corto sin profundidad... no esperen, pues, cuadernos en sus buzones con letra menuda. A lo sumo, váyanse a las redes sociales y encontrarán pildoritas, decálogos, videos, cuatro mensajes simplificados y poco más. Programas low cost para un electorado que pese a sus estudios ha decidido no practicarlos y se inhibe de la mera acción electoral. ¿Escarmentados, remisos, resignados, ausentes o indiferentes...?

En ABC, como dice la multidisciplinar Magdalena Entrenas, nos da por preguntar e investigar y un día antes de que empezara la campaña electoral llamamos a los diferentes partidos en liza para pedirles el programa con el que concurren a las urnas con el único ánimo de desmenuzarles a los lectores las diferentes ideas que cada cual tenía para los próximos cuatro años. Ninguno envió nada. Unos admitieron no tenerlo, otros se escudaron en el ademán de que lo irían dosificando estos días y en algún caso sí confirmaron que lo colgarían en Internet a poco que empezara el espectáculo (así fue en el caso de Ambrosio). Aquí seguimos esperando, más que nada por ustedes, porque a lo sumo van a ver menús degustación de propuestas electorales, con mucha esferificación y nulo fondo de plato.

El huracán Sánchez se ha llevado estas elecciones por delante y todos intentan seguir el rebufo de una segunda vuelta con algunos toques de municipales. De Córdoba hablaremos otro día.