Ambrosio, a su entrada al Pleno
Ambrosio, a su entrada al Pleno - VALERIO MERINO
AYUNTAMIENTO

El voto de calidad de la alcaldesa aprueba el presupuesto en el ultimo Pleno antes del 26-M

Ganemos ha criticado duramente que hayan sido excluidos de las listas pero que harán politica municipal

CórdobaActualizado:

El Ayuntamiento de Córdoba ha aprobado sus presupuestos para 2019 este martes en el último Pleno antes de las elecciones municipales del 26-M. Los votos a favor de Ganemos, IU, PSOE y el voto de confianza de la alcaldesa, Isabel Ambrosio, han dado el espaldarazo a unas cuentas que el PP aseguró que son «fotocopias» de los anteriores y que no se los cree nadie.

Los turnos de palabra con cargado tono elecotoralista comenzaban con la concejala de IU encargada de presentar las cuentas, Alba Doblas, quien se mostró cómplice con el grupo Ganemos -tras la decisión del TC de sacarlos de las listas a las elecciones- quienes mostraban unas camisetas con el lema «Tus derechos al revés».

La edil de IU ha explicado que estos presupuestos no diferen de los tres presupuestos anteriores, donde se recogen las necesidades de vivienda, menores, educación y salud, «atendemos a la vida, como el agua social de Emacsa».

Doblas ha asegurado que ha habido en estas cuentas «un esfuerzo considerable por el empleo público, una inversión que viene a aportar más de 15 millones de euros. Son los presupuestos más solidarios y cercanos a la ciudadanía, no cabe oposición».

El bloque de izquierdas pese a sus discrepancias aseguraban que el Ayuntamiento contará con un presupuesto independientemente de lo que pase el 26 -M.

El presupuesto podrá ser modificado, aseguraban los ediles del tripartito, pero teníamos claro que «es ejercer una responsabilidad con los ciudadanos, aunque haya oposicón del PP y Ciudadanos haya presentado enmiendas que ya estaban dentro incorporadas y se opone y no explica por qué». «Estos son los presupuestos de la izquierda, porque carga todo el peso en las politicas sociales y en el desarrollo económico de la ciudad», reiteraba Doblas.

La oposición se inciaba con el turno de Rafael Serrano de UCOR quien ha calificado la presentación de los presupuestos de «muy bonitos, pero no se lo cree nadie».

David Jurado, de Cs, ha calificado los prespuestos de «un mero engaño, papel mojado, huida desesperada hacia adelante. No lo van a poner en marcha».

El portavoz de Ganemos, Rafael Blazquez, emocionado y con aplausos de los asistentes al pleno ha justificado el voto a favor de su grupo, pese a no estar conforme con todo el contenido al haberse quedado fuera sus propuestas. «Sacaremos adelante los prespuestos por el bien de la ciudad. Es cierto que no hay municipalización del servcio a domicilio; ni arboles en la ronda; sin placas solares en zona pública; sin celosía en la Mezquita, pero peor hubiera sido no tener prespuestos», ha justificado Blázquez.

Blazquez ha recordado que ahora «se cumplen 8 años del 15-M que supuso un hito. La indignación de entonces es la misma que hoy nos invade contra la democracia y el municipalismos. Vamos a participar en la política municipal sin concejales».

El PP ha reprochado al Gobierno local que haya dejado sin invertir 106 millones de euros

El más crítico con los presupuestos ha sido el concejal popular Salvador Fuentes: «Su cuarto presupuesto, su cuarto cuento contable. Córdoba no aguanta más el cuento de la lechera».

El portavoz popular ha lamentado que se hayan quedado en los cajones 106 millones de euros a 30 de abril sin invertir. «El remente, es de 46 millones, el año pasado 23 millones de euros mientras que los barrios están patas arriba», ha criticado.

Fuentes ha criticado duramente en el salón de Plenos que no hubiera ni una sola obra para los cuatro distritos más pobres de toda España. «Las listas son eternas, cuatro y cinco meses para dar citas en Servicios Sociales».

La edil Carmen González del PSOE afeó, por su parte, los parados que hubo con el gobierno municipal del PP, mientras que Doblas, en segundo turno ha elevado el tono de la discusión y dirigiéndose al PP le ha espetado: «La mejor manera de no gastar es no robar».