La Virgen del Rocío a su llegada de Pastora
La Virgen del Rocío a su llegada de Pastora - Miguel Ángel Jiménez

Venida de la Virgen del Rocío 2019La Virgen del Rocío llega a Almonte arropada por miles de fieles

El camino se inició el pasado lunes sobre las 14.47 horas cuando los almoteños cogieron las andas de las parihuelas en la que esperaba su Patrona ataviada para la ocasión de pastora, y la sacaron de su ermita

AlmonteActualizado:

La Virgen del Rocío ha alcanzando Almonte pasadas las 6:00 horas, después de recorrer, a hombros de los almonteños y arropada por multitud de fieles, los 15 kilómetros que separan la aldea, donde está su Santuario, de su pueblo, donde permanecerá los próximos nueve meses.

El conocido como traslado o Venida de la Virgen, un acontecimiento que se produce sólo cada siete años, se iniciaba ayer sobre las 14.47 horas cuando los almoteños cogieron las andas de las parihuelas en la que esperaba su Patrona ataviada para la ocasión de pastora, y la sacaron de su ermita.

Unas cinco horas y media más tarde la imagen alcanzaba el inicio del Camino de los Llanos donde un templete la esperaba para que sus camaristas le cubrieran con un capote el rostro y el torso, protegiéndola del polvo del camino durante toda la noche.

La Virgen del Rocío de camino a Almonte
La Virgen del Rocío de camino a Almonte - Manuel Gómez

Los 15 kilómetros de recorrido nocturno han estado marcados por la afluencia de gente, ya que se han contado por miles las personas que han querido acompañar a la Virgen durante este traslado en algún punto del camino; entre ellas, las conocidas como «abuelas almonteñas», unas 40 mujeres que por promesa o tradición transportan andando los enseres de la Virgen -desde las ráfagas a las coronas o jarrones que adornan su altar-.

Un recorrido que ha tenido el momento más esperado a las 7:15 horas cuando la imagen ha llegado al templete de 'El Chaparral', donde las camaristas le han quitado el pañito y el capote que cubrían su torso y su rostro dejándola de nuevo a la vista de todos los presentes.

A partir de ese instante los almonteños se han vuelto a hacer con ella para pasearla por las calles de su pueblo engalanadas para la ocasión.

Será cuando la Virgen del Rocío llegue a la Parroquia Nuestra Señora de la Asunción el momento en el que se dé por concluido el traslado, no sin antes atravesar la catedral gótica efímera de 21 metros de altura que, con motivo de este acontecimiento, que se celebra cada siete años, se instala en la céntrica Plaza de la Virgen del Rocío.