Carne mechada sobre la que se ha decretado la alerta sanitaria
Carne mechada sobre la que se ha decretado la alerta sanitaria - ABC
SANIDAD

Alerta por listeriosis: el fabricante ha vendido 2.000 envases de la carne mechada retirada por la infección

El gerente de Magrudis asegura que conoció la posible contaminación el miércoles y el jueves empezó a llamar a los comercios

La listeriosis se cobra su primera víctima mortal en Sevilla, una anciana de 90 años

SevillaActualizado:

La empresa sevillana Magrudis, fabricante de la carne mechada de la marca comercial La Mechá contaminada con la bacteria listeria, ha distribuido entre comercios y hosteleros de todas las provincias andaluzas dos lotes con 2.000 envases del producto que el pasado jueves fue retirado de la venta, según ha explicado a ABC José Marín, gerente de la fábrica.

La Consejería de Salud y Familias de la Junta de Andalucía emitió una alerta sanitaria sobre el embutido al detectar que había sido el foco de dos brotes de listeriosis que ha afectado de momento a 44 personas en las provincias de Sevilla y Huelva. Hay 22 ingresados, tres de ellos en la UCI.

El responsable de la empresa asegura que «no sabemos si todo el lote está contaminado o sólo una parte» y que, por ahora, tampoco habían encontrado «anomalía» en las instalaciones de la empresa o en la cadena de producción que expliquen la contaminación de la carne mechada, que era el producto estrella de su fábrica. «Puede ser por un agente externo que lo haya causado o por la carne procedente de algún proveedor. No sabemos de dónde viene la listeria», ha admitido.

Esta bacteria causa problemas digestivos como diarrea y vómitos, así como fiebre en los enfermos. Pero resulta particularmente peligrosa para mujeres embarazadas, recién nacidos, adultos mayores y personas inmunodeprimidas.

Hasta que se aclare el origen de la infección, Salud ha parado la producción y distribución de la carne mechada de La Mechá de la empresa que tiene su domicilio social en el polígono industrial El Pino de Sevilla.

Marín ha defendido que ha cumplido «todos los protocolos de seguridad» y colaborado con las autoridades. Asegura que fue el pasado miércoles 14 cuando «tuvimos la noticia» de que la carne mechada podía estar contaminada. Durante el pasado jueves, jornada festiva en Sevilla, «sacamos los listados de los clientes y empezamos a llamarlos temprano». Este viernes aún estaban contactando con algunos de los establecimientos a los que suministraron la referida carne mechada, que comieron la mayoría de los infectados por listeria.

Durante esta jornada, veterinarios del Ayuntamiento de Sevilla y miembros del laboratorio de la empresa estaban realizando análisis e inspeccionando las instalaciones con el fin de averiguar cómo se ha originado la infección. En cuanto a los bares y establecimientos hosteleros que han podido adquirir la referida carne a través de los comercios, el gerente afirma que para eso está la labor divulgativa de los medios de comunicación.

Plataforma de los afectados

Facua-Consumidores en Acción va a constituir una plataforma de afectados por la carne mechada La Mechá, que ha provocado brotes de listeriosis en 44 personas en Sevilla y Huelva.

El portavoz nacional de Facua y secretario general de su federación en Andalucía, Rubén Sánchez, ha dirigido este viernes sendos escritos al consejero de Salud, Jesús Aguirre, y los responsables de la empresa en los que les reclama transparencia sobre lo ocurrido y protocolos eficaces para alertar a los consumidores y retirar los productos del mercado. FACUA considera una grave irresponsabilidad que las autoridades sanitarias andaluzas no hayan hecho pública antes la información para prevenir a los consumidores.

El consejero andaluz de Salud, en cambio, ha defendido este viernes la «celeridad» con la que la Junta ha respondido al brote de listeriosis detectado en carne mechada de la marca La Mechá.

En una nota de prensa, Facua advierte de que la carne mechada La Mechá no sólo se viene comercializando a nivel minorista en envases de la marca, sino también al corte en pequeñas tiendas de alimentación, carnicerías, supermercados e hipermercados. Por ello, es posible que muchos consumidores la hayan adquirido y desconozcan que se trata de esta marca. Asimismo, se sirve en establecimientos de hostelería.

Aunque los proveedores del producto informen de la alerta sanitaria a sus clientes -establecimientos minoristas y hosteleros-, FACUA advierte de que hay muchos pequeños empresarios que pueden haberlo adquirido directamente en otros establecimientos de venta minorista.