El líder de Ciudadanos, Juan Marín, en el Parlamento de Andalucía
El líder de Ciudadanos, Juan Marín, en el Parlamento de Andalucía - Raúl Doblado

Ciudadanos alerta de subida de impuestos por la financiación autonómica

Juan Marín advierte que no permitirá que se grave más el tributo la renta ni el IVA

SevillaActualizado:

El líder de Ciudadanos en Andalucía, Juan Marín, ha mostrado a ABC su preocupación por las consecuencias que puede tener para los andaluces el que María Jesús Montero, ministra de Hacienda, pueda poner en práctica el modelo de financiación autonómico que se aprobó en el Parlamento andaluz.

«Hemos escuchado a la ministra de Seguridad Social y a la ministra de Hacienda y estamos muy preocupados porque se está confirmando lo que tanto nos temíamos cuando debatimos sobre el acuerdo de financiación. El incremento de las partidas para las comunidades autónomas va a salir de una subida de impuestos a los ciudadanos y no estamos dispuestos a consentirlo ni en España ni en Andalucía».

El portavoz de la formación naranja en el Parlamento andaluz ya votó en contra del modelo propuesto por el PSOE y pactado con Podemos e IU, y al que se sumó finalmente el PP. «Nosotros creemos que el dinero debe estar en el bolsillo de los andaluces y no en las manos de la Junta que ya sabemos cómo no sabe gestionar».

Marín afirma que esta preocupación de su formación política es compartida por la Confederación de Empresarios de Andalucía y por otras asociaciones empresariales. «Hemos demostrado con la bajada de impuestos en Andalucía que es la manera de crear empleo y generar estabilidad económica para que las empresas inviertan. Si se suben los impuestos, se contrae la economía y ese crecimiento que estamos sosteniendo en torno al 3% anual desde 2015 se puede venir abajo».

Oficina antifraude

Asimismo, Juan Marín también ha alertado sobre la gestión de María Jesús Montero —con quien mantenía una buena relación de trabajo hasta ahora— en relación con la oficina antifraude y la evaluación de las políticas públicas. Se trata de dos medidas pactadas con Ciudadanos y que todavía no se han puesto en marcha.

La oficina antifraude, que debía estar lista para primeros de este año, tuvo como última fecha el mes de mayo, «pero estamos en junio y no se ha abierto. La consejera de Hacienda nos dijo que había algunos problemas jurídicos que se estaban solventando. Lo mismo sucede con un plan para evaluar las políticas públicas, demanda reiterada por la formación naranja en Andalucía y que ni siquiera se ha puesto en marcha por la oposición de María Jesús Montero.