Jesús Maeztu, en el Parlamento andaluz
Jesús Maeztu, en el Parlamento andaluz - ABC

El Defensor del Pueblo Andaluz quiere un protocolo para establecer la edad de los inmigrantes menores

Jesús Maeztu ha asegurado en la presentación de su informe anual que su oficina ya trabaja en la creación de un estándar para fijar si los inmigrantes son o no menores

SevillaActualizado:

El Defensor del Pueblo Andaluz en funciones, Jesús Maeztu, ha presentado este jueves su informe anual y durante el acto ha aprovechado para anunciar que su departamento ya trabaja en la creación de un sistema estándar para establecer si los inmigrantes que llegan a Andalucía son o no menores de edad.

Así, Maeztu ha asegurado que la prueba que hasta ahora se les viene realizan -mediar la formación ósea de la muñeca- no siempre es del todo fiable. «Se acabó que haya niños en Centros de Internamiento », ha indicado el Defensor en referencia a casos en que menores de edad que llegaban a Andalucía acaban ingresados con adultos ante la falta de fiabilidad de las pruebas que determinan si son o no menores de edad y deben por lo tanto ir a un centro especializado y gozar de protección especial por su condición de niños.

Así, el Defensor del Pueblo Andaluz en funciones ha explicado que la idea es complementar la prueba de la muñeca con otras como de la dentadura o de la clavícula para determinar con toda fiabilidad la edad de migrante.

Además, el Defensor ha asegurado que la administración tiene que echar a las mafias del proceso migratorio de los menores: «Los menores llegan y van a un centro pero a la mañana siguiente la mafia los está esperando en la estación de tren para llevarlos a otro lado», ha denunciado Maeztu, quien cree que el sistema es quien debe «acompañar al mena en su proyecto migratorio».

Resultados anuales

En cuanto a la actividad de la oficina del Defensor, Maeztu ha desgranado que durante el año pasado tuvieron 24.761 actuaciones, de las que algo más de 13.000 fueron consultas, 729 fueron sobe promoción de derechos y casi 11.000 fueron quejas.

Estos datos suponen un incremento del 11,2 por ciento en el número de quejas tramitadas y de un 26,3 por ciento en el caso de consultas con respecto a 2017.