Personal de Enfermería trabaja con un paciente
Personal de Enfermería trabaja con un paciente - ABC
SANIDAD

Veto judicial al protocolo del SAS que otorgó rol de médico a los profesionales de Enfermería

Un juzgado acepta la medida cautelar propuesta por el Consejo Andaluz de Colegios de Médicos

Considera que la norma «pone en riesgo el derecho a la asistencia médica» del paciente

SevillaActualizado:

La Justicia ha paralizado de forma cautelarlos protocolos acordados por el anterior Gobierno andaluz en 2018 que otorgaban al personal de Enfermería potestad de prestar servicio de asistencia médica a los pacientes en situación de «demanda aguda», cuando no había médico disponible. El Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 1 de Sevilla acepta así la petición realizada por el Consejo Andaluz de Colegios de Médicos (CACM), mediante un auto conocido ayer por el que anula el protocolo del Servicio Andaluz de Salud que daba esa función de asistencia sanitaria integral, con diagnóstico y prescripción, a los profesionales de Enfermería.

Se trata de una norma que el consejero de Salud y Familias, Jesús Aguirre, puso en cuarentena tras tomar posesión de su cargo, por lo que la resolución viene a avalar la decisión de retirar los «protocolos de gestión compartida» que amparaban el ejercicio de tareas exclusivamente médicas al personal de Enfermería y que ya había sido retirado de la página web del SAS.

La resolución judicial explica que estos protocolos facultan a los enfermeros a prestar una asistencia, no solo colaborativa, «sino también finalista», lo que implica que sean estos profesionales los que «inicien y finalicen dicho procedimiento, diagnosticando y prescribiendo tratamiento médico sin la intervención del correspondiente facultativo médico».

Así, el Juzgado de lo Contencioso Administrativo de Sevilla acuerda suspender dichos protocolos porque, entiende que aún quedando anulada la medida, «la asistencia médica estaría asegurada» por ser el derecho a la salud de los pacientes el que se encuentra comprometido.

El auto acepta los fundamentos acreditados por los médicos, como que estos protocolos se dictaron «al margen de la competencia y prescindiendo del procedimiento legal, con la atribución de competencias exclusivas de los médicos a los enfermeros», y que, además, se ha podido producir «daño a la salud pública de imposible o difícil reparación», por atribuir funciones propias de los médicos a los enfermeros; como a los pacientes, por «ponerse en riesgo su derecho a la asistencia médica».

El Consejo Andaluz de Colegios de Médicos y la profesión médica se mostró ayer «satisfecho» por esta medida judicial por cuanto garantiza el derecho de los pacientes andaluces a ser atendidos por un médico cuando acudan a solicitar asistencia al SAS.