Un enfermero atiende a una enferma en un hospital de Sevilla
Un enfermero atiende a una enferma en un hospital de Sevilla - ABC
Sanidad Andalucía

Enfermeros y técnicos, cruce de acusaciones de intrusismo

Ambos colectivos sanitarios recelan el uno del otro por el reparto de tareas

SEVILLAActualizado:

Los técnicos en Enfermería no quieren ser auxiliares. «Nosotros no auxiliamos a nadie, en todo caso al paciente», se quejan. Los enfermeros no quieren que los técnicos hagan sus tareas. «Eso es intrusismo y puede tener penas de cárcel», advierten. Aunque ambos colectivos están en el mismo equipo a la hora de reivindicar cuestiones claves para sus profesionales, chocan de forma ostensible cuando se pone sobre la mesa las tareas de cada uno y sus nomenclaturas.

La polémica entre ambos cuerpos de sanitarios empieza con la reivindicación por parte de los Técnicos en Enfermería de su papel en la sanidad. «Somos los legionarios del Servicio Andaluz de Salud», dijeron los representantes del sindicato SAE, que representa a unos 20.000 de estos profesionales, que antes se conocían como auxiliares de enfermería. Esa frase sobre su papel de primera línea de batalla en el día a día en el SAS molestó al personal de Enfermería, que reivindicó que son ellos quienes se encargan de la clasificación y recepción de enfermos en el Triaje de los hospitales.

Pero más aún escoció entre los enfermeros el que los técnicos hablasen de tareas que ellos hacen y no les corresponden:«Cuando hay que meter los datos de un paciente en el sistema informático, por ejemplo, nosotros no tenemos clave, nos la tiene que prestar un enfermero, así que lo que hemos hecho nosotros con el paciente, cuenta como su trabajo, no nuestro», explicaron Cristóbal Arjona, Rosario Bonilla y Araceli Marín, de SAE.

Los enfermeros avisan de que el intrusismo puede acarrear penas de cárcel de hasta dos años

Eso, entienden desde el sindicato de Enfermería Satse «es un delito de intrusismo reconocido en el artículo 403 del Código Penal, que implica penas de hasta dos años de prisión». Aviso a navegantes. Bien está que ambos profesionales trabajen juntos, pero «usurpar» tareas, ni en broma. Acusan en Satse a los técnicos de dar «una visión distorsionada y en gran medida falsa de la labor que realizan», dando a entender «que llevaban a cabo funciones que corresponden a los profesionales de Enfermería».

Con esas declaraciones se dio el primer paso de una escala de violencia entre ambos colectivos que llevó a una contrarréplica de SAE:«La acusación de los enfermeros es chocante y amenazadora», explicaron. «Lo que realmente fastidia a los enfermeros —indican los técnicos— es que públicamente manifestemos que hacemos más de lo que se recoge en las funciones de un Estatuto del año 73 ya derogado, excepto el articulado referente a las funciones, tan antiguo que incluso es anterior al real decreto que instaura la titulación de la Formación Profesional y también más de lo que nos reconocen y nos dejan registrar».

Aunque ambos colectivos se muestran unidos en la batalla por la recuperación de la jornada laboral de 35 horas o la recuperación de derechos recortados por la Junta de Andalucía a causa de la crisis económica, el reparto de tareas y las invasiones de competencias parece que los alejan.