La Junta ofrece a investigadores contratos para trabajar en Andaucía
La Junta ofrece a investigadores contratos para trabajar en Andaucía - ABC

La Junta de Andalucía busca investigadores sanitarios para el programa «Nicolás Monardes»

Esta iniciativa permitirá la llegada de profesionales de «reconocida trayectoria» que aportarán su experiencia para trasladar la investigación a la práctica asistencial, según Salud

SevillaActualizado:

La Junta de Andalucía ha anunciado la realización de una nueva convocatoria destinada a la incorporación de investigadores en las unidades de los centros sanitarios de la sanidad pública.

Se trata de la iniciativa enmarcada en el «Programa Nicolás Monardes», que, según ha resaltado la Consejería de Salud y Familias en una nota, permitirá la llegada de profesionales de «reconocida trayectoria» que aportarán su experiencia para trasladar la investigación a la práctica asistencial.

Además, se han convocado otras ayudas para la promoción de la investigación, como es el caso de las ayudas para la intensificación de la actividad investigadora, que permiten que profesionales sanitarios con experiencia en investigación se liberen de actividad asistencial para concentrarse en tareas de investigación mediante la contratación de personal sustituto.

Esta modalidad, tradicionalmente dirigida a profesionales que desempeñan su tarea en hospitales, se amplía a la atención primaria, «consolidando la apuesta de la Consejería de Salud y Familias por este nivel asistencial», según subraya dicho departamento de la Junta.

Esta convocatoria publicada este miércoles forma parte del Programa de Desarrollo de Capital Humano Investigador del Sistema Sanitario Público de Andalucía, que tiene como finalidad «promover el desarrollo profesional en el área de la investigación en salud, con el consiguiente resultado en la aplicación de los resultados de estas investigaciones para la mejora y solución de problemas de salud que afectan a la ciudadanía».

El programa Nicolás Monardes

La iniciativa «Nicolás Monardes» pretende «captar talento senior y dar estabilidad y continuidad científica en la sanidad pública de Andalucía a investigadores que han concluido otros programas postdoctorales y que investigan en la solución a problemas de salud en áreas cono la oncología, la endocrinología o la neurociencia».

Según detalla la Consejería de Salud, en la actualidad hay 35 profesionales con estos perfiles «altamente especializados» trabajando en las provincias de Córdoba, Granada, Sevilla y Málaga. A lo largo del desarrollo de este programa han sido 47 los investigadores que han podido incorporarse a este «Programa Nicolás Monardes», que es el único que se desarrolla en España con estas características, según resalta la Junta.

El «Programa Nicolás Monardes» de incorporación de investigadores a las Unidades del Servicio Andaluz de Salud (SAS) responde, según la Consejería, a «la necesidad de integrar la investigación y la innovación en los objetivos y la actividad de las unidades sanitarias, de forma integrada con las actividades asistenciales, docentes y de gestión». Además, este programa se enmarca en las acciones de refuerzo con recursos humanos de la actividad investigadora de las unidades sanitarias.

La iniciativa forma parte de las acciones planificadas por el Servicio Andaluz de Salud (SAS) para impulsar el desarrollo de la I+i en el Sistema Sanitario Público de Andalucía (SSPA) y persigue alcanzar «uno de los mayores retos de la investigación biomédica», como es «reducir la brecha existente entre la generación de nuevos conocimientos y su aplicación en la resolución de los problemas de salud de la población».

En este sentido, el objetivo principal del programa es fomentar la investigación traslacional a través de la integración a las unidades de profesionales investigadores que acrediten una sólida trayectoria científica, mediante la coordinación entre investigadores básicos y clínicos.

De esta forma, desde el inicio, equipos de investigación multidisciplinares desarrollan líneas de investigación para llevar la investigación hasta sus estadios clínicos, «lo más cerca posible de su aplicación en pacientes».

Los investigadores contratados son seleccionados mediante un proceso competitivo en base a méritos científicos de excelencia y la evaluación de un programa de trabajo.

Resultados del programa

Algunos de los resultados tras seis años de desarrollo del programa son nuevos productos en desarrollo para el diagnóstico de enfermedades, la modificación de protocolos diagnósticos y guías de práctica clínica; la utilización de técnicas experimentales para validar la implantación de nuevas terapias en diferentes enfermedades -renal, crónica, alergias u oncológicas, entre otras- y establecer la comparativa con los tratamientos convencionales; la generación de evidencias científicas a raíz de estudios epidemiológicos sobre diabetes, obesidad y el efecto del aceite de oliva como parte de la dieta mediterránea; además de estudios clínicos para la valoración de la seguridad, eficacia y eficiencia de nuevas terapias.

Los investigadores del programa, «por el liderazgo inherente a su trayectoria científica, tienen la capacidad de atraer nuevo talento, tanto de investigadores como de técnicos de apoyo», según valora la Consejería de Salud y Familias.