Ramírez de Arellano en su escaño en el Parlamento de Andalucía
Ramírez de Arellano en su escaño en el Parlamento de Andalucía - JUAN FLORES
ECONOMÍA

La Junta de Andalucía reclama la devolución de ayudas que concedió a más de mil autónomos

El consejero Ramírez de Arellano asegura que se trata de trámites administrativos y la oposición censura su mala gestión

SEVILLAActualizado:

La Consejería de Economía y Conocimiento de la Junta está reclamando a 1.181 autónomos andaluces la devolución de una parte de las ayudas que les concedió durante los años 2009 y 2010 a través de la Agencia de Desarrollo e Innovación de Andalucía (IDEA), según ha informado el consejero de Economía y Conocimiento, Antonio Ramírez de Arellano.

En una comparecencia en comisión en el Parlamento andaluz, el consejero ha explicado que los autónomos entonces no eran de su competencia y que en esos años se creó el llamado «Ticket autónomo», programa pivotado entre la Consejería de Empleo y las cámaras de comercio a través de encomiendas de gestión y que contemplaba ayudas entre 6.000 y 9.000 euros.

Ramírez de Arellano ha detallado que «todos los expedientes s han revisado y se están efectuando los últimos trámites» y ha explicado que en la época de gestión de IDEA se han tramitado, analizado y controlado, se han abonado y se han emitido un total de 1.181 expedientes de reintegro, debido en su mayor parte a que «no se ha presentado documentación justificativa alguna».

Sin mala fe

Asimismo, ha precisado que en algunos casos «se trata de incumplimientos parciales». Eso sí. El consejero ha defendido que IDEA «ha actuado aplicando la normativa vigente» y ha dejado claro que «no se perciben indicios de irregularidad ni que haya mala fe en su tramitación, pero se están llevando a cabo las actuaciones adecuadas para la exigencia de reintegro».

El consejero, quien ha precisado que en este programa de incentivos entre 2009 y 2010 se han publicado y desarrollado cuatro convocatorias de ayudas, en las que se han recibido 24.800 solicitudes y se anticipó el pago y el abono del 75 por ciento de las concedidas, unas 2.500 ayudas concedidas, mientras que quedaron revocadas 1.028 peticiones de ayudas por falta de subsanación.

Arellano ha aseverado que no se ha actuado con «falta de corazón» sino con «rigor y respeto de los procedimientos administrativos. El 80% de las ayudas concedidas han cumplido y lo han hecho bien, mientras que se ha abierto procesos de justificación del 20 por ciento de los casos, en algunos no reintegro completo sino parcial».

El consejero, quien ha reconocido que «cuando las dificultades administrativas afectan a los autónomos tienen especial incidencia», ha resaltado las medidas contempladas en la Ley de Fomento del Emprendimiento.

«Han existido dificultades de gestión en las convocatorias que se han ido haciendo y se están buscando mejoras, y esperamos que las nuevas fórmulas tengan éxito y sean apreciadas por los autónomos. Actuamos de buena fe para ayudar».

Crítica del PP

El diputado del PP Miguel Ángel Torrico ha lamentado que la agencia IDEA «es el perejil de todas las salsas cuando hablamos de marrones y cosas raras en una subvención», tras lo que ha pedido a Arellano que «ponga corazón a las cosas y no hable como un mero burócrata, de manera fría y distante, cuando hay 1.181 personas que lo están pasando mal».

Por ello, ha pedido que «busquen soluciones y tenga sensibilidad buscando fórmulas legales para estos autónomos afectados que no han tenido intención ni ánimo de defraudar, que necesitan sensibilidad y fórmulas legales para darles solución».

Asimismo, ha recordado que la Cámara de Cuentas «ha aludido a la mala gestión de la Junta» en materia de ayudas y ha lamentado que «ahora van a pagar los autónomos la mala gestión d la Junta».

Campo minado

La diputada de Podemos Carmen Lizárraga ha lamentado el «escaso control» en la Agencia IDEA, aludiendo también al informe «tremendo» de la Cámara de Cuentas «que apunta la falta de control en las ayudas que se concedían. Entramos en campo minado y en una falta de transparencia y poca eficacia en la gestión de esas ayudas».

Lizárraga explico que el cambio de criterios «ha afectado a ese número de expedientes» y ha insistido en que «es esencial garantías para que el sistema funcione y no se transforme en un laberinto burocrático, pero me gustaría saber qué se puede hacer con las reclamaciones».

A su juicio, «si se hubiera actuado con claridad y a tiempo no ocurriría esto; cuando se cambiar las normas del juego a la mitad del partido se juega de forma tramposa, en este caso con los autónomos; y la Junta se ha convertido en el peor enemigo de los autónomos con cada retraso e incumplimiento», ha lamentado.

Despropósito y falta de rigor

El diputado de Ciudadanos Carlos Hernández White ha considerado que «la gestión del Ticket Autónomo de 2009 y 2010 es un auténtico despropósito» y ha reiterado que «la Cámara de Cuentas ya puso de manifiesto la mala gestión de esas ayudas». Asimismo, ha insistido en que los afectados «no tienen ánimo de defraudar con esa falta de justificación».

La diputada de IU Elena Cortés ha lamentado que «cada vez que hablamos de IDEA y Consejería de Empleo hay de todo menos rigor, buen hacer y buen gobierno» y ha pedido que «se arbitren las soluciones posibles en el marco de la voluntad política para poder resolver satisfactoriamente esos 1.181 expedientes de reintegro». Ha recordado asimismo que la Ley de Emprendimiento «va sin memoria económica».