El consejero de Hacienda, Juan Bravo, hace un gesto afirmativo en el Pleno de este miércoles
El consejero de Hacienda, Juan Bravo, hace un gesto afirmativo en el Pleno de este miércoles - Juan Flores
Debate del presupuesto 2019

El Partido Popular andaluz prevé crear 138.000 empleos a finales de este año

El Gobierno andaluz acepta hasta 53 enmiendas de todos los grupos políticos a las cuentas públicas andaluzas por primera vez en la historia

SevillaActualizado:

La imagen de las camillas en el Salón de Usos Múltiples del Parlamento andaluz puede ser el mejor resumen de la sesión de la Cámara que se celebró este miércoles. Lo importante de la jornada era la donación de sangre organizada en su interior y las fotografías para las redes sociales que se hicieron la mayoría de los líderes parlamentarios — Juanma Moreno no porque hacía poco más de un mes que había donado y estaba en la constitución de la Diputación de Málaga, ni Juan Marín que estaba en Jerez—.

Y eso que se debatía nada menos que de las cuentas públicas para Andalucía para este año 2019, un Presupuesto que se aprobará a lo largo de la mañana de este jueves sin estridencias porque el texto ya ha llegado con apoyos suficientes a la Cámara andaluza ya que el PP y Ciudadanos han logrado ponerse de acuerdo con Vox, con lo que se garantizan la mayoría absoluta, a pesar de que el portavoz de la formación de ultraderecha, Alejandro Hernández, advertía ayer que estas no eran sus cuentas. «Es un Presupuesto de transición», dijo.

La negociación ha sido larga, «desde diciembre» confesaba cierta lideresa a ABC, pero su debate en el Parlamento se convirtió sólo en un rifirrafe ideológico centrado en la bajada de impuestos de la que hace gala el Gobierno andaluz, que denostan desde Adelante Andalucía y que cuestiona el PSOE. Tan calmada fue la jornada que la exconsejera de Educación y miembro del grupo socialista, Sonia Gaya, aprovechó para despedirse de la Cámara. Se dedicará en plenitud a ser la delegada municipal de Hacienda en el Ayuntamiento de Sevilla.

Por supuesto que hubo críticas a las cuentas del Gobierno andaluz pero otras tantas se desarmaron por la decisión política, que es histórica, de aceptar enmiendas de todos los grupos políticos de la Cámara. La Ley del Presupuesto andaluz de 2019 cuenta con aportaciones de todos los grupos de la Cámara, lo que no había sucedido nunca hasta ahora porque el PSOE se había negado, durante 37 años, a aceptar enmiendas del PP.

Hasta 53 (las últimas siete este mismo miércoles) ha aceptado el consejero de Hacienda, Juan Bravo, y que suponen la movilización de 11 millones de euros que cambian de destino y pasan a políticas activas de empleo y a la atención de las zonas más desfavorecidas de Andalucía.

Claro que el PSOE lo ve de otra manera. «Desde luego que hacen historia porque han ido a Madrid a cerrar las cuentas», decía Antonio Ramírez de Arellano, quien acusó al Gobierno de actuar «con improvisación y falta de rigor».

El portavoz del PP, José Antonio Nieto, defendió el espíritu de las cuentas, «es, indudablemente, un proyecto liberal, moderado, centrado y realista», aseguraba al tiempo que aprovechaba para dar el titular de la jornada. «El Gobierno bipartito tiene claras las recetas para resolver los problemas que sufren los andaluces. Se han creado 40.000 empleos hasta mayo y la previsión es crear 138.000 cuando finalice el primer año de Gobierno», anunció en el tono pausado que lo caracteriza.

Hasta ahora, ningún miembro del Ejecutivo se había querido comprometer con los 600.000 puestos que Juanma Moreno prometió durante la campaña electoral. Este miércoles desde la tribuna del Parlamento, el portavoz popular fue más valiente. O más imprudente. O cuenta con más datos.

El contrapunto lo puso el portavoz de Adelante Andalucía, Guzmán Ahumada, quien tildó de «fraude» el proyecto de Presupuesto e ironizó con la fecha elegida para su aprobación: «Un glorioso 18 de julio se aprobarán los primeros presupuestos de la derecha», dijo tras parafrasear un pasodoble que el recientemente fallecido Juan Carlos Aragón compuso en su comparsa La gaditaníssima en homenaje a Los yesterday: «Lástima de escuchar aquellos pasodobles, veinte años más tarde, veinte veces más pobre, y que me siga valiente aquel mismo final…Me da vergüenza ser un hombre».