Simeone durante el entrenamiento en el estadio Ali Sami Yen de Estambul
Simeone durante el entrenamiento en el estadio Ali Sami Yen de Estambul - REUTERS
Galatasaray-Atlético

El Atlético busca cuadrar el círculo

El Galatasaray, primera piedra en el camino para atrapar el título que siempre rehuyó a los rojiblancos

M. Á. BARROSO
Actualizado:

Para el Atlético de Madrid, 60 años después de que el torneo de clubes más importante del mundo viera la luz, la conquista de la Copa de Europa continúa siendo tan complicada como la cuadratura del círculo.Simeone colecciona títulos como técnico rojiblanco (Liga, Copa del Rey, Supercopa de Europa y de España), pero le falta la Champions, que siempre fue una novia esquiva para este club, aún fresca en la memoria la final de Lisboa de 2014.

Hoy empieza una nueva aventura en una plaza complicada, el nuevo Ali Sami Yen de Estambul, que a pesar de su modernidad tiene el mismo ecosistema «infernal» que el viejo estadio, y ante un equipo, el Galatasaray, en horas bajas en su campeonato doméstico. Allí esperan viejos roqueros como Sneijder y Podolski, el peligroso Yilmaz –que no acaba de ver puerta en este inicio de temporada– y un emigrante del fútbol español, José Rodríguez. «El Atlético es el favorito, pero los favoritos no siempre ganan», advirtió Hamza Hamzaoglu, técnico del conjunto turco.

«Me parece un poco exagerado, jugando en casa con 55.000 personas apoyando y un estadio tan caliente, decir que los favoritos somos nosotros, pero cada uno es libre de opinar lo que quiere», replicó Simeone en rueda de prensa.El entrenador argentino alabó el poder ofensivo de su rival y restó importancia a su mal comienzo en liga. «Son dos competiciones diferentes. Tenemos que estar muy atentos al arranque del partido, que será fuerte e intenso. Es un equipo que juega agresivo. Por ello reforzaremos el centro del campo»».

No quiso despejar las dudas sobre el once titular, aunque sí aclaró que la ausencia de Filipe Luis se debe a una decisión técnica. «Hizo un grandísimo esfuerzo para llegar ante el Barcelona. Sería demasiado arriesgar que estuviera aquí». Siqueira será su sustituto, y quizás Saúl dé el relevo a Óliver, pero el principal interrogante está delante. Fernando Torres está cuajando buenos partidos en este arranque de curso, pero es posible que hoy Jackson Martínez tenga su oportunidad. «Ojalá podamos ir involucrando a todos dentro del equipo. Esperemos que la Liga de Campeones sea larga».