Carrusel final del desfile de Marcos Luengo
Carrusel final del desfile de Marcos Luengo - A. De Antonio/De San Bernardo
Mercedes-Benz Fashion Week Madrid

Un elegante Marcos Luengo abre la última jornada

El diseñador asturiano se crece en invierno. Sus abrigos, vestidos de napa, chaquetas y bolsos demuestran su buen gusto

Actualizado:

Da comienzo la última jornada de esta 67 edición de la Mercedes Benz Fashion Week Madrid. Mañana tendrán su oportunidad los jóvenes diseñadores, las futuras o no tan futuras promesas de la costura. Eso será mañana, pero hoy contamos con grandes nombres de la costura.

Y empieza la mañana con uno de los desfiles que tienen que dar que hablar, el del diseñador asturiano Marcos Luengo. Esta es su tercera colección que presenta en la esta pasarela, y, como en la primera ocasión, ha gustado. «Me gusta más hacer colección de invierno, las pieles, pues mis líneas son muy sencillas y en verano se pierden», nos comenta un tranquilo Marcos Luengo, en el que se percibe que sabe lo que hace, que le gusta lo que hace y quiere disfrutar de lo que hace.

Los grandes bolsos que sacaron en el desfile
Los grandes bolsos que sacaron en el desfile - A. De Antonio/De San Bernardo

Y aunque en alguna ocasión nos había confesado que no se inspira en ninguna historia especial, sí lo ha hecho en esta ocasión de un artista al que admira, amigo desde que llegara a España desde Japón Tadanori Yamaguchi. Marcos expone en la pasarela y al mismo tiempo Yamaguchi lo hace en la galería Marlborough.

El artista japonés —sentado entre los invitados y con el que se fundió en un abrazo al finalizar el desfile— parte de capas de aluminio a las que añade color y después, con la técnica de «kizamu», que es romperle van apareciendo todo el color. Eso es lo que ha aparecido en la pasarela: de las propuestas en blanco a toda la paleta de colores, especialmente el rojo, en terciopelos, bordados en hilos de seda, pallettes y en piedras. Además de una influencia japonesa en las últimas salidas.

Maravillosos los abrigos de napa, las prendas en pieles metalizadas y qué decir de los vestidos de lúrex plisados, con gran movimiento. Lleva los complementos perfectos: los bolsos que destacan como cualquier prenda más de la colección. «Me encanta hacer bolsos, fueron mis inicios y he hecho miles. Sé lo que gusta. Y eso se nota porque, tras el bache de la crisis, vuelven a crecer los pedidos», nos dicen un satisfecho Marcos Luengo. Un trabajo muy bien hecho. Felicidades.