Belén Díaz/De San Bernardo
Belén Díaz/De San Bernardo
MBFW Madrid

Las propuestas de Ailanto para el próximo verano

Los hermanos Muñoz presentaron una colección elegante, donde la fluidez de los vestidos y los ricos estampados fueron el argumento central

Actualizado:

Empiezan lo que durante cuatro días serán los platos fuertes de esta 70 edición de la Mercedes-Benz Fashion Week Madrid. Veintisiete diseñadores se disputan desde hoy y hasta el próximo miércoles 10 alzarse con el premio a la mejor colección de la edición. Veintidós lo harán dentro del pabellón 14 de Ifema y cinco se decantan por lugares fuera del recinto ferial.

Los primeros en coger la batuta en este gran concierto han sido los hermanos Muñoz, Iñaki y Aitor, diseñadores de la firma Ailanto. Unos veteranos en esta edición. Se vuelven a decantar por centrar su colección en los estampados, de los que son unos maestros. En esta ocasión, su referente es el cuadro de la pintora Anna Valayer-Coster. Se sumergen así en la naturaleza muerta de los océanos del siglo XVIII traídos al siglo XXI.

«Nunca de un cuadro hemos sacado tanta inspiración como en esta ocasión», nos comentaba Aitor momentos antes de empezar su desfile. «Hemos querido poner nuestro granito de arena en un tema que tan de actualidad está como es la destrucción de los fondos marinos», argumentaba entre retoque y retoque de sus vestidos. En esta reivindicación colocó sobre la pasarela plásticos recogidos de los envoltorios de las telas cuando llegan al taller.

La prenda por excelencia, los vestidos, pero en esta ocasión, simulando los mismos estampados de las telas, chalecos en perlas realizados por Mariana Barturen, una colaboración que ya se repite de anteriores ediciones con sombreros. A los estampados marinos han añadido, en esta ocasión, bordados sobre gasa, además de la utilización de algodones desgastados y tejidos que recuerdan a las redes de pesca. Y aunque la prenda estrella vuelven a ser los vestidos vaporosos, no faltaron los monos y las chaquetas masculinas.