Kirk Hammett, Lars Ulrich, Robert Trujillo y James Hetfield llegan a España este fin de semana
Kirk Hammett, Lars Ulrich, Robert Trujillo y James Hetfield llegan a España este fin de semana

Metallica, la armada invencible

Darán esta noche en Madrid el mayor concierto español de la carrera del grupo. ¿Cómo han conseguido estos cuatro cincuentones rockeros mantenerse en lo más alto?

Actualizado:

A estas alturas, con el reguetón y el trap jibarizando el resto de estilos musicales en las listas de preferencias musicales de la juventud, aún hay dinosaurios del rock que no sólo aguantan el tirón, sino que además parecen estar en plena forma y siguen batiendo sus propias marcas.La última gira de Metallica (septiembre 2017—mayo 2018) ya pulverizó records de asistencia en 29 ciudades de todo el continente europeo, agotando en horas las entradas de su concierto en el Palau Sant Jordi de Barcelona y también las de su doblete en el WiZink Center de Madrid. Y, sólo un año después, su regreso ha vuelto a desatar la locura en taquilla: los 68.000 «tickets» para su concierto de este viernes en Valdebebas-IFEMA de Madrid, el mayor de su historia en España, volaron en menos de un mes.

Cita histórica

De cara a esta histórica cita madrileña que se producirá esta misma noche, Metallica han querido hacer un esfuerzo logístico especial para que el público pueda disfrutar del concierto con la máxima comodidad. Junto al escenario habrá una zona de descanso y otra de restauración para poder comer durante las actuaciones y se habilitará una fuente de agua potable en la zona central y otros servicios.

Este «Worldwired Tour», que despachó la friolera de 100.000 entradas en los primeros cinco días, empezó el pasado miércoles en el Estadio Restelo de Lisboa y cuenta con 25 fechas en 20 países, incluyendo una docena de ciudades donde no realizaron parada durante la etapa anterior de la gira, entre las que se encuentran Milán, Zúrich, Dublín, Bruselas (donde no tocaban desde 1988), Berlín, Moscú, Varsovia, Bucarest, Gotemburgo así como en Trondheim (Noruega), Hämeenlinna (Finlandia) y Tartu (Estonia), en las que nunca antes habían actuado. ¿Cómo han conseguido estos cuatro cincuentones rockeros mantenerse en lo más alto e incluso seguir creciendo en un panorama dominado por la música sin guitarras?

Fidelización

Además de la atemporalidad manifiesta de muchos de sus grandes clásicos, parte de la explicación reside en la magnífica fidelización de fans que ha desarrollado la banda californiana desde su nacimiento, allá por 1981. No sólo a través de uno de los merchandisings más atractivos de la historia de la música popular, también gracias a originales acciones de marketing que hacen aún más emocionante ser seguidor de Metallica. Por ejemplo, en este tour han puesto a la venta las entradas «The Wherever I May Roam Black Ticket», que permite a esos acérrimos fans que los siguen de ciudad en ciudad acceder a pista en cualquiera de los «shows» que ofrecerán en Europa este año.

En esta gira, en la que van acompañados por dos teloneros (Ghost y Bokassa), cada entrada adquirida incluye una copia física o digital del último álbum de la banda, «Hardwired…To Self-Destruct». Además con cada «ticket» se podrá acceder a la descarga gratuita en MP3 del concierto o conciertos a los que se haya asistido, mezclados y masterizados por el equipo responsable del sonido de Metallica. Mejor recuerdo de la experiencia, imposible. Además, James Hetfield y compañía también han puesto a la venta «entradas de experiencia mejorada», con tres opciones especiales que incluyen «Premium Tickets» y ventajas como acceso preferente al recinto y una visita al museo Memory Remains para conocer a los miembros del grupo en carne y hueso.