Plácido Domingo vuelve al Liceu con «Thaïs»

El artista madrileño compartirá escenario con jóvenes estrellas como Nino Machaidze y Celso Albelo

BARCELONAActualizado:

Hasta hace un par de días, Plácido Domingo triunfaba en su cita anual en el Palau de Les Arts de Valencia, esta vez como Giorgio Germont en «La Traviata» de Verdi en la visión de la directora de cine Sofia Coppola y del modisto Valentino. Y de Valencia a Barcelona, cambiando completamente de estilo, ya que el legendario artista regresa al Gran Teatre del Liceu los días 1 y 4 de marzo esta vez para meterse en la piel de Athanaël, uno de los personajes principales de la ópera «Thaïs» de Jules Massenet, papel que incorporó en 2012 al conmemorarse el centenario del compositor galo. Feliz de su regreso a Barcelona, Domingo –presentado por Leticia Martín, adjunta a la dirección artística del Liceu– afirmó en rueda de prensa que «resucitar óperas como esta, difíciles de poner en escena o cuando los intérpretes tienen posibilidad de participar en un montajes por el tiempo que ello significa, es una buena alternativa el formato en concierto para conocerlas».

Domingo se congratuló además «de este regreso a un teatro en el que todo son recuerdos. Contar para este título con dos magníficos cantantes como Nino Machaidze, con quien he cantado esta misma ópera en Los Ángeles, y con el gran tenor canario Celso Albelo, que canta en todos los teatros del mundo, es un lujo». La incombustible y legendaria estrella de la lírica cree que «la música de esta ópera es única, y Massenet es uno de los tres compositores más criticados en su época, junto con Chaikovsky y Puccini. Estamos ante un pintor de la música, y este título, en concierto, permite incluso más intimidad con el público».

En este regreso, después de su «Simon Boccanegra» la pasada temporada –ocasión en la que el cantante, gestor y director de orquesta celebró los 50 años de su debut liceísta–, Domingo actuará bajo la batuta de Patrick Fournillier, quien estará al mando de la Simfònica y del Coro del Liceu en dos funciones en forma de concierto de «Thaïs» que se han programado, una nueva oportunidad para disfrutar de esta poco habitual obra de Massenet, título que no subía a este escenario desde 2007, cuando la interpretara –también en versión de concierto– un equipo artístico liderado por la soprano Renée Fleming y el director musical Andrew Davis.

Esta vez el personaje que da nombre a la ópera será interpretado por la soprano georgiana Nino Machaidze, quien ya había actuado en el Liceu en dos produccciones, apuntó que cantar este papel «es fantástico, y lo debuté en 2012 junto a Plácido. Cantar junto a él para todo cantante joven es como un sueño hecho realidad». También regresa al Liceu, ahora como Nicias, el tenor español Celso Albelo, quien considera que el rol que defiende «no posee grandes líneas melódicas porque en sus partes impera la importancia de la palabra, del texto, todo un reto si tenemos en cuenta que es en francés». «Realmente uno se enamora de las formas en Massenet con esta partitura».

Con libreto de Louis Gallet y basada en la novela homónima de Anatole France, «Thaïs» se estrenó en la Ópera de París en 1894 y al Liceu llegó en 1905, teatro en el que ya suma 34 funciones.

Domingo adelantó que se encuentra preparando nuevos papeles, como el Posa del «Don Carlo» que debutará en la Staatsoper de Vinea «para celebrar los 50 años de mi debut en ese teatro, precisamente como Don Carlo», además del Miller de la verdiana «Luisa Miller», que cantará en Nueva York, ambos papeles de barítono, aunque volverá al registro de tenor en La Scala como protagonista de «Tamerlano», una de las pocas óperas barrocas de su inmenso repertorio