Mireia Belmonte
Mireia Belmonte - AFP
Natación

Mireia Belmonte, octava en la final del 1.500

La nadadora tuvo una segunda oportunidad tras la baja de Katie Ledecky, pero no pudo acercarse al podio

Actualizado:

Hace dos años en Budapest, Mireia Belmonte consiguió la plata en el Mundial de Budapest en la prueba de 1.500. En 2019 no pudo ni clasificarse para la final después de que su pretemporada no haya sido todo lo completa que hubiera deseado. Terminó con el noveno mejor tiempo en las clasificaciones.

Pero la baja de última hora de Katie Ledecky por enfermedad, abrió la puerta a la española de esta segunda oportunidad de calibrar sus sensaciones, pues Mireia Belmonte, cuando más nada, mejor se siente.

Se ha apretado la competitividad porque es la primera vez que entra en el programa olímpico, para Tokio 2020, por lo que todas aspiran a esa futura medalla. Por eso el nivel fue altísimo, con la italiana Simona Quadarella con un ritmo tremendo desde mitad de la prueba, consciente de que era una oportunidad única de conseguir un oro con la ausencia de la reina de la prueba, Ledecky.

La italiana no logró el récord de Europa, pero se gana un oro (15.40.89) con casi media piscina de ventaja con respecto a la plata, la alemana Sarah Kohler y el bronce de Wang. Mireia Belmonte, que logró un registro de 16.02.10, y fue su mejor marca del año, pero con el que solo pudo ser octava.