William Carvalho, en el partido del Mundial entre Portugal y Uruguay (Foto: AFP).
William Carvalho, en el partido del Mundial entre Portugal y Uruguay (Foto: AFP).

El Betis acuerda el fichaje de Carvalho por cinco temporadas y lo presentará la próxima semana

Haro, Catalán y Serra concretan en Lisboa el fichaje del pivote por quince millones más variables por el 80 por ciento

Por  4:00 h.

El Betis dejó ayer cerrada la negociación para incorporar a William Carvalho para las próximas cinco temporadas. Ángel Haro, presidente verdiblanco, y los vicepresidentes José Miguel López Catalán y Lorenzo Serra Ferrer viajaron a Lisboa para concretar los detalles del acuerdo con los dirigentes del Sporting de Portugal. Un fichaje de nivel alto y culminado tras un costoso tira y afloja que dejó un pacto, que aún debe firmar hoy el club luso, por el que el Betis abona quince millones fijos más cuatro en variables de exigente cumplimiento por metas deportivas y con una forma de pago cómoda para los heliopolitanos. El Betis se hace con el 80 por ciento de los derechos del internacional luso. Carvalho, que se sitúa en el escalón salarial de Bartra y Tello, será presentado la próxima semana en el estadio Benito Villamarín.

La contratación de William Carvalho ha centrado toda la atención y los esfuerzos béticos en los últimos días. Se trata de un fichaje central en la planificación, no sólo por su elevado coste -aunque inferior al valor de mercado del futbolista- sino por lo que condicionaba el resto de las operaciones. La comisión deportiva estaba de acuerdo en la importancia de Carvalho para el Betis del presente y de ahí que se convierta en la contratación con mayor desembolso de la historia bética tras la de Denilson en 1997.

La negociación con Pere Guardiola, agente del futbolista, se cerró el pasado miércoles a última hora y el diálogo con el Sporting fue intenso no sólo por las exigencias de su comisión gestora sino por la injerencia de otros clubes de mayor poderío económico que trataban de torpedear la negociación cuando el Betis llevaba la delantera. Con el «sí» del jugador todo se fue ajustando y el acuerdo con el Sporting se concretó con un apretón de manos en la noche del jueves y será firmado hoy para que el jugador sea presentado la próxima semana.

Carvalho es un pivote corpulento y de buen toque que es un fijo en la selección de Portugal. Tiene 26 años, mide 1,87 metros y ha sido internacional en 47 ocasiones, jugando el Mundial de Rusia y ganó la Eurocopa de 2016. Su incorporación es uno de los movimientos más destacados del mercado dado que su cotización es alta y el Betis ha aprovechado la especial circunstancia del Sporting tras las agresiones a sus futbolistas, entre ellos Carvalho, para acometer este fichaje que da un salto de calidad en su plantilla para el año en el que vuelve a competiciones europeas.

Mientras Serra Ferrer, Haro y Catalán cerraban la operación el la capital lusa, la noticia se conoció en la concentración del equipo que dirige Quique Setién a la mitad del entrenamiento vespertino de ayer, que se desarrolló en Montecastillo a puerta abierta. Corrió como la pólvora, puesto que los medios enviados a tierras jerezanas comenzaron a hablar del asunto con los técnicos del primer equipo bético. A varios jugadores se les pudo escuchar comentar el fichaje del internacional portugués leyendo las informaciones de los diversos medios digitales que recogieron el «sí» de Carvalho al Betis, como Alfinaldelapalmera.com. Algunos comentarios eran de asombro, por tratarse de que el la entidad heliopolitana se hace con los servicios de un jugador de una talla internacional importante -el Sporting de Portugal ya rechazó hace un par de veranos una gran oferta por Carvalho del Chelsea-, pero otros eran de aceptación muy positiva, porque ya lo conocían o porque han empezado a tenerle en cuenta a raíz de su participación en el Mundial de Rusia.

El cuerpo técnico también supo de la ahora sí incorporación de William Carvalho. La satisfacción entre el equipo de trabajo que lidera Quique Setién es máxima y, aunque respetan los tiempos de vacaciones del futbolista, desean tenerlo a sus órdenes cuanto antes. Saben que el salto de calidad que el equipo dará con el fichaje del portugués será muy importante de cara a una temporada en la que el conjunto verdiblanco disputará de nuevo tres competiciones con la vuelta a la Liga Europa. Es verdad que Javi García sigue teniendo un altísimo predicamento dentro de la filosofía de juego de Setién en el Betis, pero tras tener bien conocido al jugador entienden que puede ofrecer otro tipo de cosas en una posición capital para la forma de protagonizar el juego que tiene el preparador verdiblanco. Además, también piensan que es un perfecto conocedor de las competiciones europeas, ya que con el Sporting ha disputado la Liga de Campeones y la Liga Europa. A su vez, es un jugador que puede ayudar a los jugadores más jóvenes que quizás están menos habituados a comparecer en este tipo de competiciones.

La incorporación de William Carvalho es un paso más que importante en el proyecto de crecimiento que está teniendo el club bético pensando en que jugar la Liga Europa la próxima temporada no debe ser flor de un día y que debe ser algo más habitual que el equipo heliopolitano pelee siempre por cotas mucho más altas por las que ha luchado en campañas anteriores.