Lo Celso aplaude cuando fue presentado antes del Betis-Las Palmas (Foto: Juan José Úbeda).
Lo Celso aplaude cuando fue presentado antes del Betis-Las Palmas (Foto: Juan José Úbeda).

Betis: la venta de Lo Celso y un escenario con menos obligaciones

La salida del argentino y su plusvalía le dio equilibrio a las cuentas béticas de cara a este verano

Por  5:28 h.

El Betis se prepara para los diferentes escenarios que puedan suscitarse debido a la crisis del coronavirus. Por lo pronto, el club defiende que se busque cualquier solución para que se jueguen los partidos que restan de LaLiga y así mantener íntegro el contrato televisivo que sostiene gran parte de su presupuesto. Lo que se decida en ese sentido afectará a todos casi en la misma proporción (no en cantidades absolutas pero sí relativas). Más allá de ese condicionante, en el Betis consideran que han hecho los deberes en este tiempo. Al manejar en los últimos tiempos presupuestos relativamente conservadores bañados por la prudencia encaran el mercado del verano de 2020 con las obligaciones cubiertas.

 

 

 
Es decir, se trata de un escenario muy diferente al de los tres veranos anteriores. El de 2017 requería una alta inversión y riesgo (también en invierno) al no contar aún con una plantilla muy valorada. El de 2018 obligaba a la venta de Fabián para compensar gastos anteriores y obtener liquidez para reforzar a la plantilla de cara a Europa. Y en 2019 coincidieron la «obligación» de la compra, primero, y de la venta, después, de Lo Celso. Ésta, concretada el pasado mes de enero, además de las salidas de Pau LópezJunior han cubierto lo comprometido durante el agitado mercado estival del año pasado: Borja Iglesias, Fekir, Álex Moreno… Sí le restan plazos del fichaje del delantero gallego (cinco millones en junio) y el internacional francés (siete millones este verano). El traspaso de Lo Celso, por el que el Tottenham pagó 17 millones en verano más 32 en enero, dejando una plusvalía de 21 millones, ha sido clave en este sentido.

 
Fue económicamente prudente el Betis en enero a pesar de que realizó dos incorporaciones ajustadas a lo que buscaba: Aleñá y Guido Rodríguez. Y ahora el verano de 2020 se presenta con la capacidad económica del club de poder retener a sus activos más importantes aunque la realidad impulse a alguna venta relevante para poder realizar más retoques en la plantilla. El Betis, en estas temporadas, se ha caracterizado por generar plusvalías en sus trapasos (Ceballos, Fabián, Pezzella, Durmisi, Pau López,  Lo Celso, Junior) aprovechando los flujos del mercado.

 

 
Además, cuenta con activos como Camarasa, Sanabria, Aitor o Narváez con los que puede generar más ingresos, así como otros como Francis o Kaptoum que dependen del ascenso del Almería. «El Betis, aún no yendo a Europa, la próxima temporada puede retener a los jugadores. Nosotros nos caracterizamos por hacer presupuestos desde la prudencia. La temporada anterior que acudimos a la UEFA, tuvimos unos ingresos por valor de unos catorce millones de euros. Los ingresos ordinarios nos permite tener más beneficio, no contemplamos dar pérdidas en la cuenta de resultados. No sólo eso. En esta temporada, la planificación es mejorar la plantilla y en esto estamos trabajando. No sólo mantener, sino mejorar», aseguraba ayer Federico Martínez Feria, director general corporativo del Betis. «Para nada tendremos que prescindir de los jugadores que todos pensamos», insistía el dirigente bético.

Mateo González

Mateo González

Jefe de Sección de Deportes en ABC de Sevilla
Mateo González

@Matglez

Periodista / Journalist. Redactor Jefe de Deportes de @abcdesevilla, @AFDLP y @Orgullo_Nervion RT no significa estar de acuerdo
👏👏👏👏 https://t.co/2sonPqLJnm - 1 hora ago