La oportunidad que Pedro llevaba “mucho tiempo esperando”

"Tuve la suerte de que mi padre fue a ver el partido de casualidad", cuenta uno de los protagonistas de la visita al Metropolitano

Por  2:21 h.

El guardameta del Real Betis Pedro sonríe cuando se le pregunta por la gente que le ha llamado para pedirle una entrada con la que ver el partido del próximo lunes por la noche ante el Málaga en el estadio Benito Villamarín. «Alguno se va a tener que quedar en casa…Va a venir todo el mundo, nadie quiere perderse el partido», afirma cuando repasa en la entrevista concedida a ABC de Sevilla las muchas peticiones recibidas, la mayoría procedentes de su ciudad natal. En Madrid, Pedro contó con un apoyo especial. «Tuve la suerte de que mi padre fue a ver el partido de casualidad. No tenía la intención de ir y pudo disfrutar de verme jugar. Se emocionaría muchísimo. Le entrarían nervios, pero al final disfrutó. Disfruta como un niño pequeño de todo esto».

-¿Cómo vivió el momento de salir al campo?
-Siento el lógico cosquilleo que le entra a cualquier futbolista cuando va a entrar en el terreno de juego. Tenía muchas ganas, llevaba mucho tiempo esperando esta oportunidad. Lógicamente no te alegras que sea por la lesión de un compañero. Creo que el partido salió bien. Me encontraba tranquilo. Confiaba plenamente en mí. Ahora llega el lunes un partido bonito, en el que nos jugamos mucho y en el que podemos dar un gran paso. Espero que lo consigamos.

-¿Qué le dijo Bartra mientras lo acompañaba hasta la portería?
-Con Marc tengo muy buena relación. Es muy buen compañero. A los chavales jóvenes nos ha acogido muy bien. Me dijo que estuviera tranquilo, que lo hiciera como lo sabía hacer y que me iba a salir. Que mi oportunidad era esa y que lo hiciera bien.

-¿Sintió diferencias con el debut de la temporada 13-14?
-Sí, ya estábamos descendidos en aquella ocasión. Fueron 15 minutos los que pasé en el campo. Ahora es más tranquilo. Me siento mucho más preparado que entonces. Creo que soy mejor futbolista que antes y por eso tengo tranquilidad. Tengo muchas ganas. Al final, cuando la dinámica del equipo es buena todo es más fácil.

-En apenas 24 horas, Pedro pasó de jugar con el Betis Deportivo ante el Cartagena en la ciudad deportiva a defender la portería del primer equipo en el Metropolitano.
-Estaba haciendo un esfuerzo por ayudar al filial también. Arriesgando personalmente, pero creía que era oportuno hacerlo. Al final, el partido es igual. Son once contra once, las dimensiones del campo son las mismas y el deporte es el mismo, así que me lo tomo con tranquilidad.