Serra Ferrer se monta en el autobús del equipo (Foto: J. J. Úbeda)
Serra Ferrer se monta en el autobús del equipo (Foto: J. J. Úbeda)

Adiós a Serra

Se acabó la tercera etapa del balear en el Betis
Por  9:00 h.

Punto y final. La cuerda se fue tensando hasta que se rompió por el lado de Lorenzo Serra Ferrer. No sabemos si será un adiós definitivo o un hasta luego. El balear cierra su tercera etapa con detalles que recuerdan en cierto modo a los de las dos estancias anteriores. Entonces parecía casi imposible que regresara a Heliópolis. Pero lo hizo. A la espera de lo que pueda ocurrir en el futuro, lo que queda es darle vueltas a una situación que se ha ido complicando hasta acabar en ruptura.

Se puede llegar a entender la incorporación de las nuevas tecnologías al día a día de la dirección deportiva. También la inclusión de caras nuevas. Hasta que José Miguel López Catalán quiera adquirir más trascendencia a la hora de encarar negociaciones y cerrar fichajes. Pero lo que no parece razonable es que todos los movimientos a la vez se lleven por delante la opción de que el proyecto presidido por Ángel Haro pueda seguir contando con la presencia de Serra. No había necesidad de hacerlo. Los encargados de dirigir el consejo en los últimos años han ayudado al progreso de la entidad. Modernizar las instalaciones, firmar buenos futbolistas y acercar el club a los aficionados han sido algunos de sus logros. También lo fue recuperar para la causa al balear. Por eso resulta complicado de asumir el ramillete de justificaciones de Haro y Catalán en la comparecencia televisiva de la otra noche.

El tercer final del balear llegó, casualidades del fútbol, en las vísperas de un 11 de junio, fecha especial en el calendario del Betis y de Serra. Puede que la figura del balear quede algo lejos para algunos de los béticos que ahora tienen 18 o 19 años. Jóvenes con recuerdos borrosos de lo que ocurrió en aquella brutal recta final de temporada de 2005, cuando todo lo que tocaba el equipo dirigido por el balear, y comandado por Joaquín, Juanito, Doblas, Oliveira, Edu y compañía, se convertía en victorias. Billete para Liga de Campeones y, sobre todo, campeón de la Copa del Rey. Aficionados a los que el viaje a Burgos para ascender en 1994 les puede sonar a algo tan lejano como la Edad del Cobre. Pero ahí está la historia bética para recordarlo.

Claro que Serra no es infalible. Se equivoca como todo el mundo. Comete errores. Los tuvo como entrenador y también en su tarea de despacho. Sin ir más lejos, tiene una importante cuota de responsabilidad en lo ocurrido en el último mercado invernal. Se podría debatir, incluso, si estuvo acertado o no cuando no acompañó el mensaje institucional en público durante la recta final de la crisis de Setién. O su manera de vivir el día a día en el club. Pero nada de ello parece tener el peso suficiente como para llevarse por delante a uno de los referentes del Betis, atención, del último cuarto de siglo. Porque aunque el acumulado de Serra habla de un total de siete años de trabajo en Heliópolis, su influencia ha estado siempre viva desde el lejano 1994, momento en el que el Betis se cruzó por vez primera en su camino.

La trascendencia del balear en el día a día de la entidad es máxima. Dentro y fuera del campo. Mirando a la cara a los futbolistas. Para tratar de convencerlos de lo que era mejor para ellos y para el Betis. En todos los escenarios posibles. Ya se tratara de elegir el momento ideal para pasar por el quirófano o de apretar un poco más o menos a la hora de negociar un traspaso o una ampliación de contrato. Hace dos años, los jugadores del Betis salían hacia el aeropuerto para viajar a Gijón. Último partido de la temporada, sin nada en juego de cara a la clasificación. Se terminaba la decepcionante campaña de Poyet y Víctor. Todo el mundo quería irse de vacaciones y olvidar lo ocurrido. Aquella tarde, Serra se puso al frente de la expedición. La foto del balear subiendo con su maleta al autobús del equipo se convirtió en la mejor campaña de imagen posible de cara a la siguiente temporada. No hacía falta ya ni encargar un vídeo para la presentación de los abonos. Serra alimentaba de nuevo la ilusión del beticismo….

Juan Arbide

Juan Arbide

Redactor de Deportes en ABC de Sevilla
Juan Arbide

@JuanArbide

Redactor de deportes en ABC
Acuerdo para rescindir el contrato de Álex Alegría en el #Betis https://t.co/XWDJfX0VeZ vía @AFDLP @RealBetis - 13 horas ago