Lainez y Lo Celso se abrazan en el Stade Rennais-Betis (EFE)
Lainez y Lo Celso se abrazan en el Stade Rennais-Betis (EFE)

Sembrar

Que el proyecto más importante del club sea la ciudad deportiva y dos de sus últimos fichajes, Lainez y Emerson, deja claro que el Betis mira al futuro más allá de atender al presente
Por  11:08 h.

El trabajo del Betis no sólo trata del presente. Mira al futuro. Un porvenir en el que las penas de no hace tanto estén extinguidas. Para ello se afanan en Heliópolis. Actuar con proyección. Serenidad. Apuestas. Sembrar. Se comprueba en que el proyecto más ambicioso está en la ciudad deportiva y en la inversión en los fichajes de dos chavales como Lainez y Emerson. Tiene el grupo verdiblanco metas de hoy pero mira al mañana con mayor ambición si cabe.

 

No es que la temporada actual sea de transición, ya que tiene sus propios objetivos. Y el Betis puede alcanzarlos. Los que el año pasado fueron un mérito o un sueño ahora son obligados. Así va creciendo. Europa cada año. Es algo que no paran de repetir desde la cúpula. Atracción de ingresos y mantener a los jugadores más importantes, que quieren lucirse en las competiciones continentales. Es una fórmula ya conocida pero segura.

 

Y, mientras, ver cómo se revaloriza la plantilla. Con frecuencia aparecen datos sobre el incremento de valor de la misma. Con futbolistas que han asentándose en el mercado y otros que suben como la espuma. El Betis está acertando sobremanera en esta cuestión. Lo que sirve para sembrar y luego recoger frutos en forma de millones de euros que sirven para volver a sembrar. Y así. Es el funcionamiento básico. Quique Setién se está mostrando como un entrenador ideal para eso, generando un ambiente adecuado para que los futbolistas luzcan. Incluso los descartes ya salen con mayor valor en el mercado. No hay que olvidar este punto.

 

Pero la inversión en la nueva ciudad deportiva o las mejoras en el estadio son proyectos que servirán al Betis para seguir creciendo y tomar fuerza. Mantenerse arriba como uno más, no como un extraño. Albergar la final de la Copa del Rey también sirve para eso, en prestigio e ingresos. Ese crecimiento necesita tiempo, como en cualquier circunstancia. También una sana observación. El Betis apenas se sale de ese camino más allá de las frustraciones puntuales. Porque las evaluaciones más justas se hacen en meses o en años y no de un día para otro. Y ahí el Betis siembra y los frutos que espera recoger ya tienen buena pinta.

Mateo González

Mateo González

Jefe de Sección de Deportes en ABC de Sevilla
Mateo González

@Matglez

Periodista / Journalist. Redactor Jefe de Deportes de @abcdesevilla, @AFDLP y @Orgullo_Nervion RT no significa estar de acuerdo
RT @Orgullo_Nervion: #SevillaFC – Athletic: de Nervión a una Liga Europa sin peajes https://t.co/FeoibHewyJ vía @Orgullo_Nervion @RarrochaR - 7 horas ago