Lo Celso celebra uno de sus goles al Villarreal (Foto: EFE)
Lo Celso celebra uno de sus goles al Villarreal (Foto: EFE)

Golazo por la escuadra de Serra a Al-Khelaïfi

Con Lo Celso, el Betis ya tiene a un jugador de talla mundial en propiedad. Comparen y si ven una época mejor en los últimos años, cómprenla
Por  12:09 h.

Pelotazo del Real Betis Balompié. De los que no le gustan a Quique Setién que se den. Pero este no en el césped con el objetivo de embarcar el balón y salir del apuro temporal o eterno de cualquier manera, sino en los despachos. Lorenzo Serra Ferrer se fue a París a por un buen jugador y se trajo un tesoro. Giovani Lo Celso (Rosario, Argentina, 1996) es ya del Betis por una pringá y un veinte por ciento de morcilla más para el París Saint Germain si la entidad bética pone este verano, o cuando sea, un negocio de take away. Un gol por toda la escuadra del vicepresidente deportivo bético al jeque Nasser Al-Khelaïfi: ríanse ustedes de los que hacen Messi y Tello.

Ejercida la opción de compra, ahora hay tiempo de sobra para decidir el rol que desempeñará el centrocampista rosarino en el futuro. Dueño de una clase extraordinaria, eficaz ante el gol incluso en sus rachas malas, asistente de lujo para cualquier depredador del área, Lo Celso es de esa clase de futbolistas tan especiales que permiten, casi exigen, construir un equipo a su alrededor. Hace mejor a su entorno y al mismo tiempo necesita retroalimentarse de él para aumentar su rendimiento.

La cláusula de rescisión del argentino ya es de cien millones de euros. Cifra de elegido. La notable temporada que está realizando de la mano de Quique Setién, quien le ha dado el sitio que se le negó en el París Saint Germain, lo ha convertido en objeto del deseo del mejor fútbol continental. Vale mucho. En una economía capitalista, pero también en la de trueque. Ahí se abre otra posibilidad. Que el capricho de cualquier poderoso se traduzca en jugadores apetecibles que refuercen el plantel, más dinero en mano. No va a pesar poco en la decisión a tomar que el equipo logre o no una clasificación para Europa. Ya saben, «no continente, no party».

Merecedora de podio en una hipotética «Operación futbolística del año», la de Lo Celso viene a refrendar la buena dirección del proyecto puesto en pie por Ángel Haro. Mejorable, sí, también real. Tan cierto como que el club ya tiene en propiedad a un futbolista de talla mundial. Comparen y si ven una época mejor en los últimos años, cómprenla.

Francisco Pérez

Francisco Pérez

Colaborador de Opinión en Deportes en ABC de Sevilla