Bromas en el entrenamiento del Betis en San Siro (Foto: Real Betis).
Bromas en el entrenamiento del Betis en San Siro (Foto: Real Betis).

En Milán, Setién, a remos si no hay viento

Siete mil béticos en las gradas merecen ver esta tarde una versión mejor que la doméstica
Por  10:59 h.

Uno de los milagros que le adjudican a San Siro de joven fue parar un pesquero dejándolo de improviso sin viento y luego, tras abordarlo, hacerlo navegar de nuevo logrando que soplase la brisa de inmediato. A Quique Setién no se le pide un milagro como el del santo ligur frente a uno de los rivales más regios del Viejo Continente (siete Copas de Europa en el mascarón de proa), pero sí que, de ausentarse el viento en el estadio del Milán, ordene a los suyos coger los remos y avanzar con ellos, en vez de esperar a que sople el aire.

Es, figurado y a modo de ejemplo, lo que le pedía ayer con respeto y sentido común Ángel Haro antes de partir hacia Italia: “Algo habrá que cambiar para sacar adelante los partidos”.

Siete mil béticos en las gradas merecen ver esta tarde una versión mejor que la doméstica. Un equipo fiel a su estilo de querer para sí el balón, pero arriesgándolo con más asiduidad en los alrededores del área rival, buscando sus jugadores más adelantados espacios y mejores opciones de disparo entre palos. Es fácil de pedir y difícil de conseguir, cierto, pero no de intentarlo y eso es lo que se le debe exigir al grupo para tratar de rentabilizar el gran talento que hay en el plantel.

Enfrente estará un Milán con una filosofía muy distinta. La del fútbol corajudo y vertical que trata de implantarle Genaro Gatusso quien, a diferencia del santo que le da nombre, tiene licuada e hirviendo la sangre siempre y no sólo en tres ocasiones en el año. Su equipo posee gol (15  en ocho partidos de Liga), pero también lo encaja con facilidad (11). Que los rojinegros sean duodécimos en la Serie A no los convierte en protagonistas de serie b en el torneo continental.

Francisco Pérez

Francisco Pérez

Colaborador de Opinión en Deportes en ABC de Sevilla