Formación del Reus en su visita al Oviedo
Formación del Reus en su visita al Oviedo - @LaLiga
Fútbol

La RFEF rechaza la petición de la Liga de suspender el Reus-Córdoba

El encuentro, marcado por los impagos a los jugadores del club catalán, se jugará el sábado, como estaba previsto

EFE
Actualizado:

La Real Federación Española de Fútbol (REFF) ha informado este jueves de que ha desestimado la solicitud de la Liga de suspender el partido de la decimoctava jornada de LaLiga 123 entre el Reus y el Córdoba, previsto para este sábado a las 18:00, «por no cumplir los requisitos establecidos reglamentariamente al respecto». ( Los jugadores del Reus quieren que se les pague)

Además, la RFEF dice en su resolución que «presuponer que los futbolistas van a cumplir con menor 'entusiasmo' sus obligaciones laborales, estando la relación laboral vigente y, ello pese a ser consciente de las dificultades que atraviesan y la profesionalidad y el esfuerzo que están demostrando los futbolistas, supone presumir un comportamiento poco diligente y carente de fundamento, toda vez que no cabe dudar de la profesionalidad y rigor de los mismos en el desempeño de su oficio».

Los futbolistas del Reus tomaron el miércoles la decisión de seguir adelante con la demanda contra el club por impagos, con lo que la entidad desaparecería en cinco días hábiles si no resuelve sus deudas. ( La protesta del Reus en Alcorcón)

Los jugadores del equipo catalán se reunieron el martes en la sede de la Liga con su presidente, Javier Tebas, pero no aceptaron la oferta de dicho organismo, que consistía en abonar sólo a los futbolistas las nóminas atrasadas y el salario de toda la temporada.

El Reus jugará contra el Córdoba este sábado en el Municipal el que podría ser el último encuentro del club en LaLiga 123, ya que si los futbolistas no perciben las cantidades atrasadas en un plazo de cinco días quedarán desvinculados de la entidad y ésta será expulsada de la competición por falta de jugadores.

El club catalán, además de deber tres meses de sueldo a sus futbolistas, arrastra una deuda de cinco millones de euros, motivo por el cual LaLiga ya redujo en agosto el límite salarial del Reus.