Fernando Torres celebra junto con Iniesta el gol en la final de la Eurocopa
Fernando Torres celebra junto con Iniesta el gol en la final de la Eurocopa
La Liga

Trámite final con adiós a Andrés Iniesta y a Fernando Torres

Los dos jugadores claves en los exitosos años de la selección española se despiden de la Liga que les vio convertirse en futbolistas

EFE
Actualizado:

La Liga 2017-2018 cumple este fin de semana su trámite final, entre la euforia por el título de la Europa League logrado hace unas horas por el Atlético de Madrid, la expectación por la final de la Champions League que jugará el Real Madrid en una semana y la nostalgia por despedir a Fernando Torres y Andrés Iniesta.

Los autores de los goles que dieron a España la Eurocopa de Austria y Suiza en 2008 y el Mundial de Sudáfrica en 2010 pondrán fin el mismo día a su etapa en la Liga que les ha visto crecer, que afronta su epílogo con muy pocas cosas por resolver y con el Barcelona coronado campeón desde hace semanas.

Repartidas las plazas europeas y sentenciado el descenso para Málaga, Las Palmas y Deportivo, falta conocer si el subcampeonato será para el Atlético o para el Real Madrid, y puestos como el quinto y el sexto entre Villarreal y Betis, aunque sin influencia para la fase en la que debutarán en la Europa League.

El equipo de Diego Simeone, que vuelve a jugar tras lograr su tercera Europa League después de vencer al Olympique de Marsella (0-3) cedería esa segunda plaza si perdiera en su casa ante el Éibar y el Real Madrid ganara al Villarreal.

El del Madrigal será uno de los seis partidos adelantados al sábado 19, el último antes de que el equipo de Zidane intente convertirse en el primero que gana tres Ligas de Campeones consecutivas, la decimotercera en su renta particular, dentro de unos días en Kiev frente al Liverpool.

A la misma hora (18.30) arrancarán Las Palmas-Gerona, Málaga-Getafe y Sevilla-Alavés, partidos de despedida de Primera división ante su público de malagueños y canarios frente a dos rivales que pudieron soñar con el premio de Europa, pero no pasaron del sueño.

El Getafe, que ayer anunció la renovación de José Bordalás hasta 2020, pudo hacerlo hasta la jornada pasada cuando perdió en su casa (0-1) con el Atlético, un equipo que se le atraganta. El Gerona se despertó bastante antes, porque lleva un mes sin celebrar una victoria. Tres derrotas y un empate han sido sus últimos resultados.

Antes que éstos se jugarán Celta-Levante y Leganés-Betis, últimos partidos de Juan Carlos Unzue y Asier Garitano en los banquillos de Vigo y de la localidad madrileña.

El proyecto del primero no ha funcionado en Vigo, donde se han añorado los resultados del año pasado con Berizzo, muy al contrario que el segundo. Garitano deja el Leganés después de cinco temporadas. Este año logró, además, la clasificación del equipo para las semifinales de la Copa del Rey después de eliminar al Real Madrid.

El Leganés recibirá al Betis que saltará a Butarque con la Liga Europa en el bolsillo y cinco puntos más que el Sevilla, también con su pasaporte europeo en el bolsillo desde la semana pasada gracias al empate a 2 con el Betis.

En los cuatro partidos del domingo también habrá momentos emotivos por despedidas y el más intenso será en el Camp Nou, en el colofón a una liga casi perfecta.

Digerida la derrota ante el Levante y la pérdida de la imbatibilidad a falta de una sola jornada, la afición celebrará el doblete de Liga y Copa y rendirá homenaje a Andrés Iniesta en su último encuentro con la camiseta azulgrana ante la Real Sociedad.

Antes, el Atlético de Madrid festejará con su público el título europeo ganado anoche en Lyon después de recibir al Eibar y también será muy emotivo ver cómo Fernando Torres se va del equipo en el que creció, después de levantar anoche la Copa de la Liga Europa junto a Gabi, autor del último gol después de los dos de Antoine Griezmann.

Valencia-Deportivo, para abrir boca en Mestalla al mediodía, y Athletic-Espanyol, como colofón a una temporada que ambos prefieren olvidar, rellenarán las últimas citas de una Liga que con su final invita ya al principio de la próxima después del Mundial.