Ansu Fati estuvo una temporada y media en el Sevilla
Ansu Fati estuvo una temporada y media en el Sevilla

Ansu Fati, el niño que sueña con Navas

De las botas firmadas por el capitán del Sevilla hace nueve años a la obsesión del barcelonista por conseguir su camiseta

Por  3:55 h.

Con Messi al lado, y con un sinfín de grandísimos jugadores de primer orden internacional en el vestuario del Barcelona, Ansu Fati parece que no ha cambiado tanto. Al menos, eso es lo que se desprende al conocer sus últimos «movimientos» para tratar de conseguir que Jesús Navas, su ídolo de toda la vida, le cambie la camiseta mañana en el estadio Ramón Sánchez-Pizjuán. Mientras que la Ciudad Condal se despertaba con la imagen del delantero tras marcar el 1-0 ante el Leganés, él, desde su casa y en la intimidad, ajeno a tanto elogio, ocupaba su tiempo en tratar de llegar a Navas como fuera.

Ansu Fati siempre tuvo al de Los Palacios como referencia y se quedó obsesionado desde niño con las carreras del capitán sevillista por la banda derecha. Pocas personas saben que, en una ocasión, y aprovechando que había un acto organizado por el primer equipo, Ansu Fati, con sólo nueve años, le echó valor y se acercó a ver a su referente. Tímido, llegó con una bolsita y dentro había una caja con unas botas que imitaban a las que usaba entonces Navas (de color morado). El palaciego lo miró y Ansu Fati le dijo que si por favor se las firmaba. Navas, evidentemente, cumplió, y el niño se fue emocionado. Hace nueve años de ello. Aquel instante se le quedó grabado para siempre al jugador azulgrana. Lo saben María del Mar y Pascual, amigos de la familia. Los dos, como madre y padre, le dibujaron un mundo mejor en Herrera, y le hicieron ver que jamás había que olvidar las raíces, pasara lo que pasara.

La realidad ya conocida es que el padre decidió que su futuro no pasara por el Sevilla y han sido ya varias las voces que apuntan que no se portó nada bien con el club de Nervión. Sin embargo, el hijo, el protagonista de tal particular historia, no parece que haya dejado de recordar sus primeras patadas en la carretera de Utrera… Y, mucho menos, a Navas. En el partido celebrado en la primera vuelta entre el Barcelona y el Sevilla celebrado en el Camp Nou el pasado 6 de octubre, Ansu Fati ya trató de cambiarle la camiseta al capitán sevillista. Pero, cuando fue a por él, Navas ya se había metido en el vestuario. Después no se atrevió a hablar con nadie. Ahora, nueve meses después, el dorsal «31» del equipo nervionense ha llamado a sus amigos de Herrera para ver si pudieran comunicarse con alguien del Sevilla para que Navas le dé por fin la camiseta.

Aunque apenas estuvo un año y medio en la cantera del Sevilla, Ansu Fati vivió experiencias inolvidables, sobre todo, cuando jugó el Mundialito de Portugal y la Liga Promises en Cádiz. Con sólo ocho años, y tras llegar con la copa del campeonato celebrado en Ayamonte y Vila Real de Santo Antonio, algunos de los jugadores del primer equipo le rindieron un pequeño homenaje a los jugadores benjamines. Allí, claro, estaba Navas… Para orgullo de Ansu Fati.

Roberto Arrocha

Roberto Arrocha

Redactor de Deportes en Diario ABC de Sevilla
Roberto Arrocha

@RarrochaR

Periodismo/Journalism (Jefe de Sección de ABC Sevilla). Profesor/Doctor en Comunicación (Universidad Loyola). #ABP (SFC TV). Canario en Sevilla
@biribiveando Totalmente. 👏🏻👏🏻👏🏻 - 57 mins ago