Carlos Bacca, la mesura ante un delantero que despierta ilusión

Por  2:10 h.

Bacca, junto a Coke en Costa BallenaCon la timidez de quien acaba de llegar a un nuevo país, a un nuevo club y a un nuevo vestuario, Carlos Bacca se puso por primera vez la camiseta de su nuevo equipo para entrenar con los compañeros con los que debe consolidarse como el gran delantero que apunta a ser. La más que probable venta de Negredo, que se confirmará en cuestión de días, y el desembolso efectuado por el club en su contratación, ha instalado en el sevillismo la necesidad de agarrarse a un nuevo ídolo, un nuevo referente en el ataque con el que cantar los goles de su equipo semana tras semana. Independientemente de que pueda llegar otro delantero, como es el caso de Gameiro, la expectación vivida ayer en Costa Ballena por conocer al nuevo fichaje blanquirrojo dejó a las claras que hay ilusión con el internacional cafetero.

Sin embargo, la prudencia es la tónica común en la entidad de Nervión, que sabe que tiene un diamante en bruto al que no conviene querer pulir muy rápidamente para que no se rompa. En los primeros lances del entrenamiento, Bacca estuvo veloz, ágil y con buena precisión en el pase, pero sus dos días de inactividad y el desconocimiento de los métodos de Emery provocaron que estuviera un tanto desubicado. Pero el colombiano irradia felicidad por los pasillos del hotel de concentración. Cuando se le cuestiona por sus sensaciones, por cómo está viviendo la gran oportunidad de su carrera, el delantero afirma sentirse «muy feliz por todo lo que está ocurriendo». «Estoy comprobando que es un gran club y que tiene una afición muy cariñosa», asegura. No es para menos, ya que la cuenta de Twitter del ariete recibe constantes muestras de apoyo y bienvenida. El futbolista contestó con un «gracias por todos sus mensajes de apoyo y sus buenos deseos».

Bacca compartirá habitación en los cuatro días de concentración que restan con Alberto Moreno, que se incorporó por la tarde a la expedición tras sus vacaciones. A buen seguro que el colombiano vivirá un momento especial cuando llegue a su tierra dentro de la gira sudamericana del Sevilla, en su partido ante el Atlético Nacional en Medellín. Será una alegría más para un proyecto de crack.