Nolito, durante un entrenamiento (foto: Rocío Ruz)
Nolito, durante un entrenamiento (foto: Rocío Ruz)

Nolito: “Debemos estar en UEFA y aspirar a todo lo que sea posible”

"Sentí la confianza por Berizzo y Caparrós, por Montella no", aseguraba el sanluqueño en referencia a su papel en la pasada temporada

Por  12:49 h.

Tras una temporada un tanto irregular, tanto en lo colectivo como en lo persona, Nolito espera iniciar con buen pie la que será su segunda campaña como sevillista, ofreciendo el nivel que todos esperan de él. Así lo reconocía el propio jugador en una entrevista a MARCA, en la que, además de sus intenciones para la nueva temporada, habló sobre los objetivos del equipo y la importancia de sentirse con confianza. De primeras, Nolito aseguraba empezar esta nueva campaña “con mucha ilusión, mucha fe y muchas ganas”, debiendo adaptarse a la nueva filosofía del técnico, Pablo Machín, sobre quien comentaba el extremo que “no lo conocía personalmente. Es serio, se le ve serio, pero cuando toque seguro que le gustará un poquito el cachondeo. Lo que le vi en el Girona es que era un equipo serio y sólido en defensa. El Girona hizo una buena temporada y el míster tendría algo que ver en todo eso. Nada es casualidad. Ahora llega al Sevilla con otro tipo de jugadores e intentará sacarnos lo mejor de nosotros“. Eso sí, el propio Nolito reconoce no pensar en su papel dentro del esquema del nuevo técnico: “Creo que juega con cinco defensas, pero yo estoy para trabajar y mejorar. Le demostraré día a día que puedo jugar donde él me ponga. Él sabrá. Él decide. Donde he jugado toda mi vida es de mediapunta y extremo izquierda. Ahora con este sistema no sé lo que querrá el míster y lo que me pedirá. Todavía no nos ha dado pistas“.

En el apartado colectivo, el sanluqueño hizo también referencia a los objetivos que se marca el equipo para la nueva temporada, siendo consciente de que “el día 26 tenemos un partido importantísimo. Tenemos que meternos y estar en UEFA” y para ello deben “prepararlo a tope”. Además, Nolito aseguraba que el equipo debe “aspirar a todo lo que sea posible, si podemos entrar en Champions, pues en Champions. Todo lo que sea pelear y competir. Tendremos tres competiciones, donde nos apañaremos como sea y competir en todas ellas. Eso sería lo mejor. En lo individual, disfrutar. Y si puedo jugar, pues dar asistencias y meter muchos goles“. En este sentido, el ex del Manchester City reconoció haber pasado un primer año como sevillista “raro” en lo personal”, consciente de que el rendimiento ofrecido se distanciaba del esperado cuando fichó por el cuadro hispalense el pasado verano: “Son circunstancias que pasan y a lo largo de mi carrera me ha pasado más veces. Yo vine con una expectativas, pensando unas cosas y al final no han salido. Me llama el míster y no damos con la clave de su juego. Al final lo echaron y vino otro entrenador. Dos partidos de titular, perdió y apenas jugué. Vino Caparrós y fui tres veces titular de cuatro partidos. Sentí la confianza por Berizzo y Caparrós, por Montella no. Uno cuando no juega habitualmente es difícil. Lo que te da ritmo y confianza es jugar partidos, tener continuidad. Cuando uno juega sabiendo que confían en ti pues coges la chispa. Por muy bien que entrenes, si juegas un partido cinco minutos, otro partido juegas 15, otro partido 70 y después al mes sin jugar juegas otros diez minutos… No se acaba de coger la confianza y la chispa. Hay que olvidar el año pasado, tengo mucha fe, creo en mí y estoy aquí para cumplir mi contrato, no defraudar al club e intentaré hacer las cosas lo mejor posible. Y ojalá este año sea mejor que el año pasado”, expresaba el extremo sevillista, matizando a su vez en que “siempre defenderé este escudo y más ganas de triunfar aquí que tengo yo no tiene nadie. Y seguiré mi camino, digan lo que digan. Espero devolver esa confianza”

Redacción

Redacción