Joaquín Caparrós y su discurso levantaron al sevillismo en 'Fieles de Nervión' (Foto: J. J. Úbeda/ABC)
Joaquín Caparrós y su discurso levantaron al sevillismo en 'Fieles de Nervión' (Foto: J. J. Úbeda/ABC)

La metamorfosis de Caparrós

El reto de la valentía y la responsabilidad, desde el crecimiento personal, para desafiar al mercado
Por  12:52 h.

Sin éxito en la búsqueda de una figura externa que supliera a Óscar Arias, el Sevilla decidió, allá por finales del mes de mayo, encomendarle la máxima responsabilidad de su parcela deportiva al neófito Joaquín Caparrós. El utrerano, valiente, servidor de sus colores y sin calibrar las consecuencias, asumió el duro reto. Durísimo… porque ese delicado departamento ha sido la gran fábrica de los éxitos históricos del club en su brillante siglo XXI, bajo la tutela de un Monchi cuyos métodos han sido importados por los mejores clubes del mundo.

Nunca pensó Caparrós, sin duda, que su anhelada vuelta a Nervión sería para exponerse de tal manera… y eso que ya venía, semanas atrás, de fabricar un ‘milagro’ exprés desde el banquillo metiendo en vereda a un equipo moribundo y clasificándolo con garra para las previas de la Europa League en cuatro jornadas que se convirtieron en cuatro finales de aúpa.

Rápidamente, ubicó sus bártulos en ese despacho clave donde se edifican los sueños del Sevilla y en el que por ende hay que cocinar los grandes activos de crecimiento del club. Se rodeó de gente de máxima confianza como Marchena y Gallardo. Y lo más importante: dejó seguir trabajando a los componentes de una secretaría técnica de solvencia acreditada y resultados de ensueño en los últimos años.

Con un verano en el que Caparrós ya partió en clara desventaja con el resto de direcciones deportivas (por su postrero aterrizaje en la parcela), el utrerano fue capaz de ganarle batallas al tiempo. No sin críticas y más sacrificio. El resultado: refuerzos de enorme rendimiento como Tomas Vaclik, Sergi Gómez o André Silva. Amén de valores de futuro como Gnagnon o el propio Amadou. Y, sobre todo, un entrenador de lujo: Pablo Machín.

Y eso que el estreno estival le cogió a pie cambiado… Ahora, más ‘maduro’ en la presente ventana de transferencias de enero, el director de Fútbol vuelve a esbozar un plan ilusionante, con mayor premura en las incorporaciones y encajando fichajes muy interesantes en los perfiles buscados, sin dispendios económicos y desafiando a la grotesca inflación del mercado. Munir y Wöber ya están en Nervión por apenas 12 millones. Incluso el utrerano adelanta trabajo para la próxima temporada y deja con la boca abierta a los grandes atando a uno de los goleadores más en forma del panorama europeo como es el israelí Munas Dabbur… tremenda la metamorfosis de Caparrós.

Fran Montes de Oca

Fran Montes de Oca

Redactor de Deportes en ABC de Sevilla
Fran Montes de Oca

@MontesdeOcaFran

ABC de Sevilla. 18 años informando y disfrutando en sus medios (TV, radio, papel y web). https://t.co/OKGmn3p4dA https://t.co/2J9VfuERRI
RT @JSevillano83: Fiesta valencianista en el Benito Villamarín. El @valenciacf ha ganado 2-1 al Barcelona la final de la Copa del Rey de 20… - 28 mins ago