Julen Lopetegui, en el banquillo del estadio Ramón Sánchez-Pizjuán (Foto: Sevilla FC)
Julen Lopetegui, en el banquillo del estadio Ramón Sánchez-Pizjuán (Foto: Sevilla FC)

Lopetegui tutea a Simeone, a ver el Sevilla al Atlético

Entre el flojo ratio de remate/gol de los locales y la ya habitual firmeza atrás visitante, ganar va a depender de la finura mostrada ante la puerta de Oblak
Por  10:04 h.

Cuentan por los madriles que Simeone la va a dar banquillazo a Diego Costa, y vivo sin vivir en mí, porque desde que salió el calendario sueño con un duelo entre el brasileño monetarizado español y Diego Carlos, con cuna en Barra Bonita y sevillano de adopción exprés. Escudero ya sabe lo que es sufrir el «fuego amigo» procedente del paulista. El lateral posó su nariz en el brazo del central y se lo llevaron directamente al TAC, que es como un VAR, pero con las líneas de los «fuera de juego» médicos señaladas al instante y gente interpretando las imágenes sin maldad. Lo que se ve allí, y por fortuna para Sergio no fue nada, es lo que hay.

Una gran oportunidad la de esta tarde en el Ramón Sánchez-Pizjuán de testar el poderío real del Sevilla de Lopetegui ante un equipo que se quiere de su Liga –en el césped, que en tesorería la tiene perdida por goleada-, tras el descuajeringue táctico del día del Real Madrid y la falta de contundencia, otros la llaman de ambición, del miércoles en Valencia.
Espera el «Cholo» Simeone a unos rivales «vertiginosos» y ojalá se los encuentre también eficaces, porque entre el flojo ratio de remate/gol de los locales y la ya habitual firmeza atrás de los colchoneros, ganar va a depender de la finura que muestre el equipo ante la puerta de Oblak.

Va a faltar a la cita Fernando y eso es más, mucho más, que una baja. A la persona lo suplirá Gudelj, pero para compensar lo que aporta en defensa y en ataque se necesitará un plus del resto de centrocampistas. Compensa la cosa que el Atlético sigue sin Joao Félix, el hombre más desequilibrante en un equipo al que el cilicio disciplinario que impone el «Cholo» reprime el vicio del gol. De los de arriba de la clasificación es el equipo que menos marca. Eso sí, en cuanto a Morata se le va la laca los rivales corren peligro.

La sesión continua nos ofrece hoy, tras el partido de sevillistas y atléticos, la comparecencia del Real Betis en el Bernabéu. Más que hitos históricos como la tercera victoria consecutiva, allí lo que importa es que en la Castellana comience el resurgir de los chicos de la Palmera. Otro «match ball» para un Rubi que, reste o se vaya, merece respeto.

Francisco Pérez

Francisco Pérez

Colaborador de Opinión en Deportes ABC de Sevilla